¿Por qué todos hablan del Festival de Cine de Morelia?

El Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM) regresa a su modalidad presencial para su edición número 28
Foto: https://moreliafilmfest.com/

El Festival Internacional de Cine de Morelia (FICM) regresa a su modalidad presencial para su edición número 28, con una opulenta selección que pretende colocar al cine mexicano sobre el campo visual del jurado de los premios Oscar. 

Luego del silencio provocado en el círculo de la cinematografía debido a la pandemia por COVID-19, las historias vuelven a contarse dentro de las salas con grandes pantallas. 

Alrededor del globo, directores de todas las nacionalidades regresan a filmar guiones que se vieron detenidos en el tiempo, condenados por el Zeitgeist. 

Sin embargo, ha sido este mismo espíritu el motor para la desbordada creación de historias distintas que nos regresan a lo real fantástico. 

De esta forma, hemos visto el resurgimiento de un cine de terror de brujas y hechizos, así como el de filmes surrealistas de fácil digestión. 

Un movimiento que el cine mexicano no sólo replica, sino que parece luchar por liderar al demostrar que sus historias también pertenecen a aquel cenáculo. 

Tal se refleja en la selección del festival cinematográfico más importante del país, el cual se celebrará del 22 al 29 de octubre en la capital michoacana. 

Los tigres del cine mexicano para abrir el Festival  

El director Alejandro González Iñárritu será quién marcará la pauta de la mano de Netflix, presentando en la ceremonia inaugural su esperado largometraje. 

La conspicua Bardo, Falsa Crónica de Unas Cuantas Verdades será vista por primera vez la noche del 22 de octubre. 

Además, dentro del programa se prevé el estreno latinoamericano de Pinocho, cinta adaptada por el galardonado Guillermo del Toro. 

Sucesos que borbotean dentro de la prometedora racha de la edición. 

La selección del FICM 

El festival contará con cuatro secciones principales: la sección michoacana, cortometraje, documental y largometraje mexicano. 

Resultando en 85 cintas que serán proyectadas durante la semana de celebración. 

Uno de los nombres que más resuenan entre los espacios apropiados por los amantes del séptimo arte es el de la directora Michelle Garza Cervera. 

Su película Huesera cautivó al jurado del Festival de Sitges en España, reconociéndola con el premio a Mejor Película dentro de su categoría. 

Una cinta prometedora en donde se entremezclan los miedos cada vez más hablados que alberga la maternidad junto con el característico terror mágico que sólo se encuentra cuando se busca entre los más puros rincones latinoamericanos. 

Dentro del grupo de seleccionados, se oyen otros nombres familiares. 

Alejandra Márquez Abella, reconocida por su trabajo en la adaptación del libro de Guadalupe Loaeza, Las niñas bien, regresa con El norte sobre el vacío. 

Por su parte, Natalia Beristain, directora de la cinta Los Adioses, presenta Ruido ante el jurado. 

Esta fiesta no sólo busca mostrar a todo aquel escéptico las riquezas que se encuentran en la cosecha local, sino que pretende catapultarlas hacia la industria masiva. 

De esta forma, los ganadores de la misma serán propuestos como candidatos a nominación para el Premio Oscar. 

Es por eso que, al son de bombos y tarolas, se anuncia la llegada del FICM, un esperado reencuentro para quienes avecinan un resurgimiento insólito. 

El evento que recuerda que el cine mexicano no murió junto con el fin de la segunda guerra mundial, sólo estaba dormido.

Síguenos en Google News

¡Suscríbete!
Obtén los beneficios especiales que tenemos para ti.