Acuerdo sobre outsourcing divide a empresarios

Ciudad de México.- El Gobierno de México y una fracción del sector empresarial acordaron posponer para febrero de 2021 la discusión y eventual votación de la iniciativa con la que se regula el outsourcing. Además de firmar un documento donde se comprometen a resolver el problema del abuso de subcontratación de personal.

En la firma del acuerdo estuvieron presentes Carlos Aceves del Olmo, secretario de la Confederación de Trabajadores (CTM) y Carlos Salazar Lomelín, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

Además, firmaron representantes del sector obrero, como Isaías González, secretario general de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Francisco Hernández Juárez, secretario general del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana.

TE PUEDE INTERESAR: Mantienen con vida al outsourcing; Sector empresarial se comprometen con Gobierno y obreros a regularizar empleos

Tras la firma y pese a que el acuerdo se logró luego de un mes de “jaloneos”, provocó la división al interior del sector privado en donde tres organismos empresariales, la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra), el Consejo Nacional Agropecuario (CNA) y la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) señalaron en un comunicado que rechazaban el acuerdo.

“Hemos decidido no suscribir el acuerdo propuesto por el Gobierno Federal en referencia a esa iniciativa, dado que preserva la idea de prohibir de manera sustancial la actividad de la subcontratación, dejándola relegada sólo a la subcontratación especializada”.

“También rechazamos que se pretenda estigmatizar a los empresarios como los artífices del no cumplimiento de obligaciones fiscales y laborales”, agregaron.

Asimismo, aseguraron que están dispuestos al diálogo con el gobierno y los legisladores “para lograr una ley que priorice nuestra posición en esta materia: Regulación sí, Prohibición no”.

Por su parte Larry Rubin, presidente de la American Society of Mexico, expuso que la eliminación de los esquemas de subcontratación daña la relación bilateral entre México y Estados Unidos, pues aleja inversiones por al menos 400 mil millones de dólares en los próximos años, por lo que lo óptimo para el país es armonizar su legislación con sus socios del T-MEC.

En este sentido, propuso “que se suban a la mesa de negociación la Secretaría de Relaciones Exteriores, por ser materia que impacta directamente a la inversión extranjera y de igual forma, que no hemos visto presente, a la Secretaría de Gobernación por tratarse de gobernabilidad y por tratarse de la relación con el poder legislativo”, dijo en conferencia.

Síguenos en Google News

¡Suscríbete!
Obtén los beneficios especiales que tenemos para ti.