Empresa outsourcing encargada de limpiar Palacio Nacional



Ciudad de México.- El actual gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, también conocido como AMLO, ha pagado 185 millones de pesos para la subcontratación de al menos 1,500 trabajadores de limpieza a través de Decoaro y Supervisión SA de CV, una compañía de outsourcing que aportó como su domicilio fiscal un minidepartamento en Iztacalco en el que según los vecinos nunca ha existido una empresa.



Entre 2019 y 2020, Decoaro ha recibido 23 contratos del Servicio de Administración Tributaria (SAT), del Instituto Nacional de Migración (INM), de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) y de las Secretarías de Turismo (Sectur), Relaciones Exteriores (SRE) y Comunicaciones y Transportes (SCT). Nunca antes había tenido asignaciones públicas.



Uno de esos contratos lo asignó la Presidencia de la República para la limpieza del interior de Palacio Nacional, donde reside y despacha el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien ha condenado en forma reiterada la subcontratación de empleados a través de outsourcing porque considera que es un mecanismo de explotación laboral, en el que los patrones se deslindan de sus responsabilidades.



TE PUEDE INTERESAR: Acuerdo sobre outsourcing divide a empresarios



En el contrato firmado el 3 de marzo de 2020 por la Presidencia de la República, se acepta que Decoaro pagara un sueldo de 123 pesos diarios a cada uno de los trabajadores de limpieza de Palacio Nacional –que corresponde al salario mínimo oficial— además de deslindarse de cualquier vínculo laboral con los afanadores.



La empresa de outsourcing Decoaro asignó 31 empleados para la limpieza del interior de Palacio Nacional y de otros seis inmuebles que la Presidencia de la República tiene en avenida Constituyentes, en la colonia Roma, en la calle República de Guatemala y una mansión que perteneció a Manuel Ávila Camacho en el fraccionamiento La Herradura, en Huixquilucan.



La Presidencia se comprometió a pagar en 2020 a dicha empresa 7 millones 472 mil pesos por la subcontratación de los afanadores.



Francisco Javier Martínez Estrada, subdirector de Servicios Generales de la Presidencia y uno de los firmantes del contrato, aseguró que Decoaro ha ofrecido sin mayor problema el servicio de limpieza, el cual concluye en diciembre de 2020.



Al respecto, Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) buscó a los dueños y al representante legal de la empresa, pero no se les localizó ni en los domicilios ni en el teléfono que aportaron a la Presidencia.



El representante de Decoaro y Supervisión SA de CV, Gonzalo Arrevillaga Falcón, declaró en el contrato firmado con la Presidencia de la República que la empresa de outsourcing tenía su domicilio fiscal en la calle Azafrán 489, edificio C, interior 304, en la colonia Granjas México, en la alcaldía de Iztacalco.



Sin embargo, ese domicilio corresponde a un departamento que habitan dos mujeres (madre e hija), y no a una empresa.



Además, los vecinos del edificio de ese conjunto habitacional confirmaron que en ese departamento nunca ha operado una empresa.



Asimismo, la administración del edificio reconoció que en distintas ocasiones han acudido a preguntar por una empresa, pero ratificó que todos los departamentos son sólo de uso habitacional.



Ante esta situación, Martínez Estrada confirmó que esa dirección fue la que presentó Decoaro en la Presidencia, pero que aportó un segundo domicilio en Calzada Vallejo 1148, en Tlalnepantla, en donde supuestamente tiene oficinas.



No obstante, el domicilio de Calzada Vallejo corresponde a otro edificio de departamentos.