| 

Sustentabilidad

Rechaza Sheinbaum que plan de 11 corredores sea un acuerdo político financiero con inmobiliarios



Ciudad de México.-La jefa de gobierno Claudia Sheinbaum, rechazó que la creación de 11 corredores de desarrollo urbano obedezca a un arreglo político-financiero con los empresarios de la industria inmobiliaria, como lo acusaron organizaciones no gubernamentales.



“Están equivocados, no es así”, dijo hoy en conferencia la mandataria, al asegurar que en el nuevo modelo de desarrollo diseñado por su gobierno el objetivo es potenciar la vivienda social incluyente para evitar la gentrificación, pero también romper con la clientela política.



Ayer, la mandataria anunció ante socios de la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios (ADI) y de la Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de Vivienda (Canadevi), el plan de 11 corredores donde, entre inversión privada y derrama económica, se esperan recursos por 45 mil millones de pesos.



A raíz de ese anuncio, diversas organizaciones sociales acusaron que la ciudadanía no fue tomada en cuenta para definir los alcances y objetivos de esos 11 corredores.



Josefina MacGregor, de la agrupación Suma Urbana, calificó el anuncio como una nueva alianza por encima de la ley entre el sector inmobiliario y el gobierno de la Ciudad.



Lamentó que se vayan a tomar los 11 corredores urbanos como un plan para redensificar, del cual los desarrolladores inmobiliarios obtendrán beneficios fiscales y administrativos y a cambio entregarán 30 por ciento de los departamentos que construyan, etiquetados como de interés social, para que las autoridades capitalinas les den un uso clientelar.



En ese mismo tono Mónica Tapia, de la organización Ruta Cívica, acusó un arreglo político-financiero en la definición de esos 11 corredores, los cuales no se apegan a la planeación transversal y de largo plazo (a 20 años) establecida en la Constitución de la CDMX.



Tapia dijo que una de las piezas faltantes en esos 11 corredores son los criterios de selección para acceder a esa vivienda social o si será el Instituto de Vivienda (Invi) el organismo encargado de gestionar dicha vivienda, con sus consabidos criterios clientelares.



Sobre el tema y en su conferencia de prensa, Claudia Sheinbaum insistió en la necesidad de potenciar la vivienda social, pues la producción de casas y departamentos ha hecho imposible para la mayoría de la población comprar o renta una vivienda en la Ciudad.



“La forma de darle la vuelta a eso es lograr que haya más construcción de vivienda social, y vivienda social quiere decir que un departamento cuesta alrededor de 500 mil pesos; que haya otros esquemas de vivienda en renta, de tal manera que los que vivimos en la Ciudad tengamos acceso a otro tipo de vivienda o tengamos acceso a la vivienda”, expuso la mandataria.



Sheinbaum dijo que a través del Invi se trabaja para hacer asequible esa vivienda social, pero también se buscan acuerdos con el gobierno federal, pues en pasadas administraciones esquemas de financiamiento que tenía el Fovissste o el Infonavit no se invertían en la Ciudad de México.



La jefa de gobierno aseguró que en el impulso de los 11 corredores no se está generando ninguna normatividad fuera de lo que existe en los programas de desarrollo urbano, pues son los usos de suelo que ya existen.



También aseguró que en cada uno de esos corredores se hablará con los vecinos, a través de la Secretaría de Gobierno, porque “nuestra administración precisamente lo que quiere es romper la clientela y un ejemplo de ello es la nueva Ley de Participación Ciudadana que se acaba de aprobar”, dijo.

Etiquetas

Contenido Relacionado

COMENTARIOS

MÁS Sustentabilidad