Conoce la cocina casera siciliana en el restaurante María 138 en Santa María la Ribera

Y disfruta de sus “Especialidades de Verano”

Graciela Rodriguez Fierro Editora Estilo de Vida

En el barrio de Santa María la Ribera se puede disfrutar de la cocina casera siciliana y degustar de manjares en el restaurante María 138.

Un lugar que se  caracteriza por contar en su menú  con platillos elaborados con productos del mar, mismos que son preparados  por su dueña, Antonia Di Pacual,  quien es originaria de Cattania, Sicilia.

Así que aquí se degustan  platos que se preparaban en las casas de esta isla italiana y son recetas de la mamá de doña Antonia y  de su familia, mismas  que se cocinaban en sus casas.

Con ello nos ofrece un viaje gastronómico a la cocina de esta región poco conocida,  que se compone de platillos populares y otros novedosos.

Además  con un  plus, todos son preparados con productos 100%  naturales sin el uso de latas, por otro lado su pan  es elaborado ahí mismo con la receta de la familia.

 

Para esta temporada  prepararon sus «Especialidades de verano»

Así que para este verano  Doña Antonia y su hija Cristina Cialona, directora del restaurante han preparado para esta temporada sus “Especialidades de Verano”cuatro platillos y un postre que son una delicia.

Del mar han puesto en su carta el Cozze que consiste en Mejillones salteados con aceite de olivo y salsa de pomodoro pelato.

Le sigue un Cous Cous de semola de trigo trozado, servido con pulpo, calamar, chipirón y camarón al vino blanco; acompañado con caldo de mariscos y salsa de arizza picante hecha en casa.

En las pastas añadieron en sus especiales el Spaghetti Carbonara, que es un clásico de la cocina italiana pues es una pasta a base huevo, tocino y perejil fresco.

Además del Spaguetti con Vongole que consiste en una pasta larga con almejas, aceite  de oliva perejil y un toque de ajo.

Cierran con broche de oro con un Cannoli de pistache y cáscara de naranja

Y  para cerrar con broche de oro, el postre que consiste en un Cannoli, elaborado de crema ricota y chocolate con avellanas, de un lado con una costra de cáscara de  naranja y almendra y  del otro pistache, un manjar.

Doña Antonia comenta que en este postre realizaron una pequeña intervención al mismo, ya que en Palermo, capital de Sicilia se come sólo con naranja y el Cattania, su ciudad con pistache.

Cabe señalar que los platos fueron acompañados de vinos sicilianos dos blancos y un tinto y el postre con un Limoncello como digestivo.

Cinco delicias muy recomendables que invitan a conocer más de esta cocina que también está llena de historia y sabor.

Calle Santa María la Ribera, No. 138, Col. Santa María la Ribera. CDMX.  Reservaciones 55 71592039. Ticket promedio por persona $600- $700. No cuenta con valet parking.

 

 

 

Síguenos en Google News

Editora Estilo de Vida
¡Suscríbete!
Obtén los beneficios especiales que tenemos para ti.