#HoyNoCircula, agravio que no olvidarán los clasemedieros

Cuidad de México.- El gobierno de Miguel Ángel Mancera se ha metido en un embrollo por su política medioambiental, si es que tal política existe.

La decisión de aplicar el Hoy No Circula a todos los vehículos por igual, sin importar el modelo o la calcomanía de verificación, le acarreó de inmediato una oleada de críticas entre la opinión pública que se desvocó en redes sociales.

El agravio será un tema que la clasemedia capitalina no olvidará, aunque se trate de una medida temporal. Se lo cobrarán en algún momento, quizás el 5 de junio, cuando se elija a los integrantes de la Asamblea Constituyente que aprobarán la Carta Magna de esta ciudad. Veremos.

El manotazo sobre el escritorio del jefe de Gobierno fue berrinche en solitario, porque los gobernadores del centro del país lo abandonaron en el intento de aplicar el Hoy No Circula en toda la región. El costo político será sólo para él.

Embriagado en su soberbia, Mancera no ha querido darse cuenta que los traspiés en este tema no surgieron con la contingencia ambiental que vivimos en días pasados, sino que viene de tiempo atrás.

La política de medio ambiente local es indolente, inocua y disfuncional; parece incluso esquizofrénica, pues en lugar de promover acciones para mejorar la calidad del aire ha incentivado el uso del automóvil, tumbado árboles y obstaculizado la movilidad. Va el siguiente ejemplo, como sustento a mis adjetivos.

El pasado 29 de marzo, la Cámara de Diputados recibió del gobierno capitalino una respuesta a un punto de acuerdo, por el que los legisladores exhortaban a autoridades ambientales y de salud de los diferentes niveles de gobierno a implementar campañas de información y concientización sobre los efectos que tiene en la salud y en el medio ambiente el uso irracional de automóviles, desincentivando el uso de automotores e impulsando la movilidad y la activación física de la sociedad.

De parte del gobierno de esta ciudad, quien respondió al exhorto fue el secretario de Salud, Armando Ahued, aunque el llamado iba dirigido también a los funcionarios de medio ambiente, entiéndase Tanya Müller, secretaria del ramo.

Lo que expuso Ahued en su respuesta fue toda una diatriba. Dijo que se han implementado diversos programas para desincentivar el uso del automóvil, además de que se trabaja en coordinación con la Secretaría del Medio Ambiente en el programa Proaire 2010-2020 y en el Programa para Contingencias Ambientales previniendo la realización de actividades físicas al aire libre durante los momentos de mayor contaminación, herramientas que, ya vimos, están totalmente rebasadas.

Como si fuera el secretario de Medio Ambiente, Ahued les dijo a los diputados que, acorde con el Programa de Acción Climática 2014-2020 implementado por la Sedema local, existe el compromiso de mitigar los principales problemas y mejorar las condiciones medioambientales de esta ciudad, algo que ya vimos, también fracasó.

Y en una mixtura entre su labor como secretario de Salud y el silencio de la secretaria de Medio Ambiente, Armando Ahued agregó que para desincentivar el uso del automóvil se han realizado acciones de promoción a la salud, consistentes en campañas de movilidad enfocadas a promover el uso del “eficaz” transporte público y de otros medios de transporte alternativos que permitan disminuir los impactos negativos de la exposición a contaminantes.

Es quimérica esa respuesta que el gobierno de la ciudad entregó de manera oficial a un exhorto emitido por la Cámara de Diputados, sobre todo cuando la realidad se ha encargado de derribar todos esos dichos.

El negrito en el arroz de esta política ambiental sin rumbo apunta al sentido común, que es el más común de los sentidos, y lleva invariablemente a la renuncia de Tanya Müller como paso obligado para virar en la estrategia, pero en vez de eso Miguel Ángel Mancera parece haberle dado un espaldarazo a su secretaria de Medio Ambiente, al avalar esta modificación al Programa Hoy No Circula.

Basta con recordar que fue ella quien en junio de 2014 declaró que el gobierno de la ciudad aplicaría el Hoy No Circula a todos los autos, incluidos aquellos con engomado cero y doble cero. En aquella ocasión se habló de que la funcionaria había recibido un fuerte regaño de su jefe por esa declaración, y hasta hubo quien se aventuró a decir que por su pifia, Tanya Müller dejaría el gabinete local. Pues no, ahí sigue, y más afianzada que antes, viendo como se cristalizan sus ocurrencias.

Twitter: @negroenelarroz

Síguenos en Google News

¡Suscríbete!
Obtén los beneficios especiales que tenemos para ti.