Revelan orgías, excesos y abusos en los “Secretos de Playboy”

Una docuserie producida por A&E que muestra como Hugh Hefner explotó sexual y psicológicamente a sus conejitas

Graciela Rodriguez Fierro Editora Estilo de Vida

Con el pretexto de que la revista Playboy, ayudaba a las mujeres a liberar sus ataduras sexuales, Hugh Hefner cometió los más grande abusos en contra de sus conejitas.

Explotación, esclavitud sexual, prostitución, violación, abusos sexuales bajo la influencia de drogas, contratos leoninos, además de pornografía es lo que hizo el dueño de Playboy con las chicas que vivieron en su Mansión.

Esto es lo que revela la nueva producción original de A&E, “Secretos de Playboy”, una serie documental de 12 capítulos, dirigida por la cineasta Alexandra Dean.

Misma que se estrenará  el próximo domingo 19 de junio a las 22:00 hrs. por el canal de paga y donde a través de cada capítulo, la directora irá desnudando poco a poco el universo Playboy con fuertes denuncias de quienes trabajaron directamente con el dueño de la afamada revista para adultos.

Así que a través de testimonios de ex conejitas que trabajaron para él y gente de su círculo de confianza, revelará el oscuro entramado de poder, sexo, violencia y engaño que se manejaba detrás del telón de Playboy.

Su mansión, una burbuja aislada de excesos

Pues su mansión, ubicada en Los Angeles, California era una burbuja aislada de excesos que no tenía ningún tipo de control  ni de las autoridades ni de nadie, y a la que muchas jóvenes deseaban pertenecer sin saber lo que podía sucederles, pues  su interior estaba lleno de depredadores sexuales entre los que se incluía Hefner.

Ya que de acuerdo con testimonios, dentro eran tratadas como “pedazos de carne”; se les  drogaba para que permitieran que les hicieran lo que quisieran, obligándolas a participar en orgías  diarias y  atender a clientes depravados.

Parte de esto fue revelado en entrevista vía zoom por Miki García, quien fue Ex Playmate, su novia y posteriormente su Ex Jefa de Promociones de Playboy, quien habló de todo lo que vivió dentro, donde vio desde jóvenes drogadas y violadas hasta las que suicidaron porque no sabían cómo salir de ese mundo.

Habla una de sus ex novias, Miki García

De acuerdo con Miki, Hefner manejaba Playboy como si fuera una secta tipo Nxivm, pues las jóvenes era  manipuladas por  Hefner de tal manera que  ejercía sobre ellas un  dominio completo de su cuerpo y su sexualidad, bajo contratos abusivos en los que sus vidas prácticamente le pertenecían y estaban expuestas a todo, incluso que sus fotos  desnudas fueran vendidas por Hefner en el submundo de la pornografía.

En esta entrevista, la misma Miki cuenta que cuando  trabajó para Playboy fue violada y  muchas de las conejitas que  invitaban al extranjero para representar a la revista,  iban directo a vivir esta experiencia.

Miki comenta  que el poder de  Hefner y las personalidades de cinco estrellas  que asistían a sus fiestas, hacía que las conejitas que sufrían abusos se quedaran calladas, pues se les  amenazaba de múltiples formas para silenciarlas.

Así que este trabajo de Alexandra Dean está realizado bajo la perspectiva de género y pone énfasis en el movimiento #MeToo, con el cual algunas de sus víctimas denuncian las vejaciones que sufrieron por parte del dueño de la revista.

La cineasta deconstruye al personaje

A través de sus entrevistas, la realizadora se va adentrando al mundo complejo que creó Hugh Hefner y va  mostrando las secuelas que dejó en las chicas, hoy mujeres adultas con más de 60 años que no terminan de procesar la experiencia traumática que les dejó.

Sin olvidar muchas de las consecuencias fatales de su conducta como lo fue el asesinato y secuestro de algunas de ellas.

Pero también su influencia en nuestra cultura sexualizada y aspiracional.

Y lo más importante, deconstruye al personaje  y pone en el foco,  el sufrimiento de las mujeres que habitaron la Mansión Playboy.

Por otro lado, el documental muestra material inédito, imágenes de archivo y entrevistas exclusivas con expertos de todas las facetas del mundo de Playboy, muchos de los cuales comparten sus historias por primera vez.

Participan, además de Miki, Holly Madison, Bridget Marquaedt y Sondra Theodore. La autora de “Playground: A Childhood Lost Inside the Playboy Mansion” y residente de Playboy Mansion West,  Jennifer Saginor; la conejita Madre PJ Masten; las ex Plamates Rebekka Armstrong, Susie Krabacher, Dona Spier, Tylyn John y Cristy Thomm.

También incluyen testimonios de miembros del personal y de su círculo íntimo como su asistente ejecutiva Lisa Loving Barret, el mayordomo Mitch Rosen y el mayordomo personal de Hefner,  Stefan Tetenbaum.

En los últimos capítulos participan las gemelas y ex novias de Hefner: Karisa y Kristina Shannon y se une a la denuncia Audrey Ann Huskey.

Obtuvo poder a través de favores sexuales

Por otro lado,  Hefner a través de favores sexuales,  prestando y  transaccionando con  conejitas como si fueran moneda de cambio,  chantajeó, manipuló y obtuvo un poder ilimitado que le hizo ser temido, pues  comentan que tenía cámaras y micrófonos ocultos por toda la mansión.

Finalmente antes de morir a los 91 años en 2017, Hugh Hefner decidió limpiar su patio trasero e inició la venta de su emporio que se concluyó en el 2018. Dejó a sus herederos con  43 millones de dólares con cláusulas que los obligan a no drogarse para recibir su herencia.

Pero aquellas voces que en su tiempo trató de callar, apenas comienzan a hablar y al parecer es el principio del fin de una fama que hoy está dejando mucho de qué hablar.

 

Síguenos en Google News

Editora Estilo de Vida
¡Suscríbete!
Obtén los beneficios especiales que tenemos para ti.