Velan armas en Morena Coyoacán. Van por quienes integraron red de corrupción en torno a Mauricio Toledo



Ciudad de México.-La dirigencia de Morena en Coyoacán y diputados de ese partido por dicha demarcación velan armas. Interpondrán “las denuncias que sean necesarias” contra funcionarios y ex servidores públicos que identifican como la red de corrupción conformada en torno al diputado federal Mauricio Toledo y que le permitió a éste generar un enriquecimiento inexplicable.



De acuerdo con Ricardo Ruiz, diputado local morenista, la mira está puesta en personajes como Juan Silva, director de Participación Ciudadana de la alcaldía, a quien vecinos y comerciantes ambulantes señalan como el principal operador de un esquema de extorsiones y venta de espacios en la vía pública.



El legislador de Morena recordó que cuando el año pasado un grupo de ambulantes acudió a la casa de la también diputada Leticia Varela y agredieron la fachada de la vivienda, los mismos manifestantes dijeron que iban por orden de Juan Silva, quien ahora se ostenta como promotor de Morena.



En una videoconferencia de prensa conjunta con Bertha Luján, coordinadora de Morena en Coyoacán, así como de los diputados Leticia Varela, Carlos Castillo y Lilia Rossbach, el legislador Ricardo Ruiz detalló que en esta red de corrupción conformada en torno a Mauricio Toledo están personajes que hoy buscan cobijo en partidos políticos aliados a la 4T, como el pevemista Salvador Frausto y el petista Armando Jiménez.



Para Ricardo Ruiz, la idea de incrustar a sus colaboradores en esos partidos fue una estrategia de Toledo para cubrirse políticamente ante lo que estaba por venir, que era la investigación judicial en su contra.



“Presentaremos las denuncias que sean necesarias para que se investiguen muchos otros delitos cometidos por Mauricio Toledo y por sus funcionarios que también son señalados. No sólo es contra Toledo sino contra toda la cascada de corrupción”, sostuvo Ruiz.



Ayer, Capital CDMX dio a conocer que trabajadores de la alcaldía Coyoacán consideraron que, así como la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad inició una carpeta de investigación por enriquecimiento ilícito en contra del diputado y ex delegado en Coyoacán, Mauricio Toledo Gutiérrez, también ejerza acción penal contra siete personajes cercanos al legislador, pues lo habrían ayudado a enriquecerse ilícitamente y de paso se habrían beneficiado también de las corruptelas ejercidas.



En un comunicado sin firma y que se difundió por correo electrónico entre representantes de medios de comunicación, los trabajadores señalaron a Ramón Flores, Salvador Frausto, Fernando Covarrubias, Alejandro Orozco, Armando Jiménez, Rodrigo Méndez Arriaga y Ramón Gildardo Flores Ramírez, como los ex servidores públicos que ocuparon cargos directivos en la Delegación Coyoacán y que habrían sido partícipes del enriquecimiento ilícito y de la corrupción.



Hoy en la videoconferencia de prensa conjunta y a propósito del juicio de desafuero contra Mauricio Toledo que solicitó la Fiscalía capitalina a la Cámara de Diputados, Bertha Luján confió en que la Sesión Instructora de San Lázaro a cargo del también morenista Pablo Gómez procederá a retirarle la inmunidad al ex delegado de Coyoacán.



Dijo que si Toledo fuera decente y no tiene cola que le pisen, se presentaría el mismo a enfrentar a la justicia y pediría licencia al cargo de legislador, pero lamentó que las expresiones de Toledo, quien acusa una persecución política, demuestran que el diputado ex perredista y ahora neo petista no quiere limpiar su nombre.



En ese mismo sentido se pronunció el diputado local Carlos Castillo, quien exhortó a Toledo a que acuda a las instancias judiciales a dar las explicaciones correspondientes sobre sus bienes y cuentas bancarias cuyo valor y montos rebasan por mucho el salario que ha tenido como delegado y como legislador.



Castillo también le dijo al diputado federal del PT Gerardo Fernández Noroña, que no se equivoque porque en este caso “no hay persecución ni vendetas políticas; no somos iguales a los del pasado, no actuamos así”, dijo, al agregar que existe una evidencia clara sobre un enriquecimiento inexplicable por parte de Mauricio Toledo.



Ayer, la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad dio a conocer que se le investiga a Mauricio Toledo por la adquisición de una finca en el Pueblo de San Miguel Xicalco, alcaldía de Tlalpan, la cual tiene un valor de 23 millones de pesos.



Además, se le indaga respecto a dos inmuebles ubicados en sub condominios independientes, uno en Eje 8 Sur avenida Popocatépetl, colonia Santa Cruz Atoyac, y otro sub condominio situado en Eje 1 Poniente avenida Cuauhtémoc, colonia Letrán Valle, ambos en la alcaldía Benito Juárez. Esos domicilios fueron valuados en 7 millones 501 mil 164 pesos y 3 millones 900 mil 238 pesos, respectivamente.



También, entre 2012 y 2019 registró depósitos bancarios por 20 millones 826 mil pesos.



Sin embargo, la remuneración neta por su cargo público asentada en sus declaraciones patrimoniales en ese mismo período llega a la cantidad de 9 millones 406 mil 624 pesos, lo cual representa una diferencia de 11 millones 419 mil 987 pesos, que Mauricio Toledo no declaró.