| 

Política

Secretario de Finanzas logra unir a todos en la ALDF, pero en su contra; le reprochan recursos para la reconstrucción tras sismos

Ciudad de México.- El secretario de Finanzas de la Ciudad, Edgar Amador, logró hoy lo que pocas veces se ha visto en la Asamblea Legislativa del DF (ALDF), que todos los grupos parlamentarios se unieran, aunque en su contra. Por unanimidad, las bancadas lo vapulearon y hubo quien incluso lo tachó de inepto.

Le criticaron las magras y pírricas cifras que presentó como recursos para la reconstrucción, por 2 mil 137 millones de pesos. De distintas maneras le hicieron saber que el Paquete Económico 2018 para la capital del país, que asciende a una bolsa total de 213 mil 264 millones de pesos, será modificado con un enfoque orientado a la atención de los damnificados y la reedificación.

Pero a pesar de los insultos y descalificaciones que le lanzaron los legisladores, y hasta los abucheos que le soltaron habitantes de Coyoacán invitados a la sesión por el diputado perredista Mauricio Toledo, el funcionario capitalino dijo que las finanzas capitalinas están muy cerca del límite de sobrecargarse.

“El presupuesto es muy grande, pero porque la Ciudad es muy grande. El presupuesto no alcanza para todo. Creo que podemos estar cerca de un punto en donde podemos recargar el peso de las finanzas públicas de la Ciudad. Ojalá y no”, dijo al final de la su comparecencia ante el Pleno de la ALDF.

Amador acudió al recinto de Donceles y Allende a explicar el Paquete Económico para el próximo año, en medio de un ambiente en donde diputados de las distintas bancadas la enfatizaron que la Ley para la Reconstrucción debe contar con el presupuesto suficiente para que no nazca como letra muerta. Ahí, dijo que los vapuleos son parte del ejercicio democrático.

“Este ejercicio es venir y recibir observaciones. El ejercicio democrático implica que uno viene, lo vapulean y se defiende y explica. En ningún momento pensamos que sea algo que nos impida explicar y llevar a cabo la ejecución del presupuesto”, atinó a decir el secretario en una rueda de prensa posterior a su comparecencia.

El salón en silencio

Durante las tres horas con 25 minutos de la sesión hubo momentos álgidos y señalamientos fuertes contra un secretario de Finanzas que en la tribuna de la Asamblea se mantenía estoico. Como pocas veces ocurre en las reuniones del Pleno, los palcos para invitados dentro del recinto se encontraban ocupados por vecinos, la mayoría de ellos habitantes de la delegación Coyoacán.

Un acostumbrado bullicio se percibía en el salón, sin embargo, como si los presentes supieran lo que se avecinaba, todos al unísono guardaron silencio cuando tomó la palabra desde su curul el diputado del PRD y presidente de la Comisión de Presupuesto, Mauricio Toledo. La postura del perredista era esperada, porque ya desde la semana anterior el diputado había dejado entrever los desacuerdos con el secretario de Finanzas por el tema de la reconstrucción y los recursos que se asignarán para esa tarea.

“En primer lugar el día de hoy está muy claro que todos los grupos parlamentarios representados en esta séptima Legislatura coincidimos, consenso, secretario de Finanzas, pero en su contra. Consenso en su contra porque le falta oficio, porque le falta trato y en la política y en la administración pública lo importante es la sensibilidad y la humildad, y justamente todas estas cifras que señala usted, técnica, información, estadística, por cierto lo felicito porque es muy bueno en los temas de estadística, dígale a los vecinos de Coyoacán, del Multifamiliar Tlalpan, de Girasoles que están aquí, todo lo que usted está mencionando, porque ellos están sin vivienda”, le recetó Toledo apenas y tomó el micrófono.

Acusó a Amador de no proponer recursos para fortalecer a la Secretaría de Protección Civil y le recriminó que mientras otros secretarios del gabinete local asistieron a las zonas más afectadas por el sismo del 19 de septiembre y atendieron directamente la contingencia, él no estuviera a la altura histórica que se requería.

“Yo sí hago una pregunta política, porque siempre con los números disfraza y hace todo un planteamiento y yo aquí justamente en esta curul, en este micrófono le digo que el PRD no le va a firmar un cheque en blanco a usted. Necesitamos recursos necesarios para la reconstrucción de manera inmediata y los fondos que sean necesarios para que la gente que fue afectada en el sismo sea ayudada, como lo ha hecho el Jefe de Gobierno, que sea atendida de manera emergente. Mi intervención no es una pregunta, es una denuncia y una demanda hacia usted para que trabaje en beneficio de los capitalinos”, le reprochó el diputado del PRD entre el aplauso de sus compañeros de bancada y de los vecinos.

Le cuestionó si sus hijos estudian en escuela pública y le instó a responder sobre el tema ante la suspensión de clases por daños en planteles y la necesidad de que los niños retomen la actividad escolar. Toledo le recordó que su lealtad es con el Jefe de Gobierno.

Con las mejillas rojas y la mirada fija en su interlocutor, Amador no se enganchó en el posicionamiento político que le pedía el diputado del PRD. Dijo que el Programa de Protección Civil pasará de contar con un presupuesto de 3 mil 849 millones a 5 mil 059 millones de pesos, es decir, un incremento de mil 210 millones de pesos.

El secretario de Finanzas les recordó entonces a los legisladores que el Proyecto de Presupuesto está a disposición justo para su discusión y eventual ajuste. Entonces, se salió por peteneras y comenzó a hablar de sus antecedentes, de que toda su trayectoria educativa la hizo en escuelas públicas y que es hijo de maestro de escuelas públicas.

La sistemática actitud del encargado de las finanzas locales, de salirse por la tangente ante las muchas preguntas, fue de las cosas que más hizo enfurecer a los diputados locales.

“Se salió por peteneras, usted es un mandarín, un burócrata encerrado en su torre de marfil, encapsulado, que no va más allá de su oficina, usted cree que va a durar toda la vida ahí. Si realmente no es afán recaudatorio las fotomultas y representa el 0.3 por ciento, quítelas, porque además ya dijo la Corte que son inconstitucionales”, le reprochó el legislador de Movimiento Ciudadano, Armando López Velarde Campa, cuando le cuestionó sobre la insistencia de la administración local por imponer esas multas de tránsito.

El diputado había iniciado su intervención lamentando que el secretario de Finanzas fuera como Dios, porque nadie lo puede ver, y acusó que sus subordinados, como su secretario particular y su coordinador de asesores, fueran prepotentes, majaderos e insensibles, fiel reflejo de su jefe.

“Hablar con usted es como hablar con la pared, porque no me contestó nada de lo que dije, está ahí nada más dando argumentaciones técnicas para que la gente se confunda y no entienda y usted aparentemente ante la televisión diga que usted vino y cumplió satisfactoriamente. Usted no cumplió satisfactoriamente, está usted reprobado, no por mí, por los millones de ciudadanos que como yo quisieran decirle que es usted un inepto. Si tuviera vergüenza mañana le presentaba usted su renuncia al Jefe de Gobierno”, dijo desde su curul un enfurecido López Velarde Campa.

La discrecionalidad

A nombre de la bancada del PRI, el asambleísta Gerardo Quijano calificó al secretario de Finanzas de ser un insensible ante las necesidades de los damnificados. Dijo que el gobierno de la Ciudad cuenta con recursos suficientes para apoyar a las víctimas del sismo y como referencia de ello expuso que al cierre del septiembre pasado, el gobierno local contaba con recursos excedentes por 23 mil millones de pesos.

Quijano agregó que de ese dinero ya están comprometidos 12 mil millones, pero quedan 11 mil millones como recursos de libre asignación que a finales de año podrían crecer a 15 mil millones.

“En el 2013 la ciudad tuvo un excedente por 20 mil millones; en 2014, 22 mil 500; 2015, 24 mil millones; 2016, casi 30 mil millones. Yo creo que usted va a romper récord y en este 2017 a la ciudad le van a sobrar más de 30 mil millones sin duda, de los cuales 15 mil los está gastando en lo que usted quiere y no en las necesidades de los damnificados y de las demarcaciones territoriales ni de los servicios urbanos.

Si hoy la ciudad tiene gran compromiso, complejidad en esa dotación de servicios, si está llena de baches, es porque los recursos no han bajado por el criterio que usted aplica en la distribución, que por cierto ningún diputado conoce el criterio que usted aplica para distribuir los recursos”, acusó el diputado del PRI, quien lamentó que la Secretaría de Protección Civil como cabeza de sector tenga una propuesta de presupuesto por tan sólo 173 millones de pesos, pero en dependencias como la Secretaría de Turismo sus recursos crezcan en más de 50 por ciento.

La discrecionalidad en el manejo de los recursos también fue un tema que le recriminó el diputado del PAN y presidente de la Comisión de Hacienda de la ALDF, Andrés Atayde, quien lamentó la recurrente subestimación en que la cae la Secretaría de Finanzas.

Reiteró el señalamiento de que el gobierno local cuenta con recursos excedentes de libre disposición por 11 mil millones de pesos, dinero sobre el que Edgar Amador decide unilateralmente y sin pasar por la aprobación de la ALDF

“Si contemplamos la suma desde el 2013 al 2016, la sumatoria de todos los recursos de libre disposición, de excedentes, que parte de esos excedentes se conviertan en remanentes, usted ha hecho uso de 89 mil millones de pesos con total discreción. Eso nos parece también totalmente reprochable”, dijo Atayde.

Lamentó que en la Iniciativa de Ley de Ingresos para 2018, la Secretaría de Finanzas ha hecho una subestimación por 18 mil millones de pesos.

El panista criticó que un 70 por ciento de los recursos para la reconstrucción provengan de deuda y le recriminó que el factor de la inflación utilizado para estimar el ajuste en impuestos y derechos para 2018 no se apegue a las estimaciones hechas por el Banco de México, de 3.48 por ciento, sino en un factor que representaría para los capitalinos un alza en el pago de contribuciones por 5.48 por ciento.

“No se sorprenda, secretario, si en esta Asamblea decidimos disminuir el factor de actualización”, le dijo Andrés Atayde.

Los diputados de Morena no fueron menos condescendientes con el funcionario capitalino. Con sarcasmo, el legislador morenista Paulo César Martínez le dijo a Amador: "Yo pensaba que éramos el partido de oposición, pero al ver el posicionamiento de los que antecedieron el uso de la palabra, creo que es usted el que van a sacrificar en esta desgracia por una cuestión política y no por una cuestión técnica”.

Los de Morena insistieron en su propuesta, de asignar 35 mil millones de pesos para la reconstrucción y, de acuerdo con el asambleísta Alfonso Suárez del Real, en momentos de contingencia como el que vive la Ciudad, las subestimaciones son inadmisibles.

Acusó que la fórmula de reparto de recursos a las delegaciones es completamente discrecional. “A mí me preocupa ver en la Cuenta Pública de este año que a la delegación Miguel Hidalgo, por ejemplo, se le castiga con menos 1.7 por ciento de presupuesto y a delegaciones como Tlalpan y Azcapotzalco se les da un 4.1 y 4.3%, pero en el resto hay mejores ampliaciones de hasta un 30 por ciento que entendemos que deben de justificarse, el por qué se ha llegado a ese tipo de acciones. La discrecionalidad no ayuda”, le dijo.

Respuestas de Amador

Al responder los cuestionamientos, el secretario de Finanzas dijo de entrada que hacer un ajuste al factor de la inflación por debajo del 5.48 por ciento estimado por el gobierno local, impactará en la estimación de ingresos locales, lo que obligará a equilibrar el presupuesto.

Mencionó que la inversión en planteles educativos no se ve reflejada, pues los activos federales son de la Secretaría de Educación Pública (SEP), y los recursos que se destinan en la capital en este rubro provienen de la partida Escuelas al 100, cuyo monto asciende a 206 millones, mismos que ejercerá el Instituto de Infraestructura Educativa.

Amador indicó que el Presupuesto de Egresos de la Ciudad para el siguiente año será una de las fuentes de la reconstrucción y dentro de ella se tienen partidas específicas, por ejemplo 477 millones, más mil 500 millones del Fondo de Reconstrucción, otros 100 millones de pesos provenientes del Fonaden.

“El Fondo de Contingencias está ahí para la emergencia y la reconstrucción; en ningún momento se ha menoscabado su aplicación, este es el propósito para el cual fue diseñado, lamentablemente hemos tenido que usarlo, digo lamentable porque sobrevino la contingencia”, fue la respuesta del funcionario compareciente.

Asimismo, aseguró que existen recursos adicionales al presupuesto que pueden ser utilizados para la reconstrucción, tal es el caso 100 millones del Fondo de Atención de Desastres (Fonaden), mil 500 millones de pesos para el Fondo de Reconstrucción, 477 millones asignados a diferentes dependencia y 70 millones a mercados públicos.

En lo relativo a Ingresos Propios, el funcionario detalló que con una participación de 85.4 por ciento se considera que los ingresos locales sumen 93 mil 465.9 millones de pesos con una tasa interanual de 8.3 por ciento.

“Se espera que los 93 mil 465.9 millones de pesos estimados para los Ingresos Locales se integren de 54 mil 43.6 millones de pesos de impuestos; 14 mil 36 millones de pesos por derechos; 12 mil 941 millones de los productos y 12 mil 477.7 correspondientes a los aprovechamientos”.

En relación con la política de deuda, acotó, el gobierno ha continuado con un manejo responsable y durante la administración el tema se ha enfocado a que el crecimiento de pasivo, en términos reales, sea congruente con el crecimiento real de los ingresos públicos, con una perspectiva de largo plazo, y que la entidad se sitúa como la mejor preparada ante periodos de incertidumbre y a la volatilidad de los mercados financieros.

“La propuesta inicial del gobierno para el techo de endeudamiento neto corresponde al ejercicio fiscal 2018, fue de 4 mil 500 millones de pesos, sin embargo, ante la incertidumbre de los recursos necesarios para atender los daños generados por el sismo fue necesario ampliar la solicitud en mil millones de pesos”, indicó.

Etiquetas Noticias

COMENTARIOS

MÁS Política