Taboada permite romerías en mercados de Benito Juárez pese a pandemia COVID-19



Ciudad de México.- La alcaldía Benito Juárez, gobernada por el alcalde del PAN, Santiago Taboada, permite que en los mercados públicos de la demarcación se instalen romerías.



Una denuncia de locatarios del mercado Santa María Nativitas, ubicado en la calle de Eje Central esquina Torres adalid, describe la realización de romerías, prohibidas por el Gobierno de la Ciudad de México, en Día de Muertos y ahora en temporada navideña.



Los locatarios narraron a Capital CDMX que tras varios meses de mantener cerrada dos de las cortinas de ingreso y salida, una ubicada sobre la calle de Torres Adalid y la otra ubicada en la calle Juan de Oca, a finales del mes de octubre, el señor Raúl Rosales, junto con su familia, decidieron en el mes de noviembre que podían abrirlas a su conveniencia.



“En una de esas entradas/salidas, la ubicada en Torres Adalid, fue ocupada por completo. Este es un espacio denominado ‘área común’ y lo utilizaron para exhibir y vender la mercancía correspondiente a la Romería de Día de Muertos, todo esto sin previo consentimiento de los demás locatarios, en lo que se refiere al uso ubicados del espacio común, ni de las autoridades, y sin las medidas sanitarias correspondientes.



TE PUEDE INTERESAR: No te pierdas The Games Awards 2020. Aquí te decimos dónde y a qué hora verlo en la CDMX





“En días previos al día de muertos, fines de octubre, nos visitó personal de Protección Civil y le indicaron a esta persona que por seguridad ocupara únicamente una parte del espacio y que dejara libre la otra parte para la circulación, ya que por ser entrada/salida en caso de algún percance o siniestro estarían obstruyendo y, por lo tanto, poniendo en riesgo a las personas. Estas personas no hicieron caso y mantuvieron ocupado dicho espacio”, relató uno de los locatarios.



Según los procedimientos que aplican en los Mercados Públicos, un locatario que desee realizar venta de mercancía de temporada (romería) y que no es la mercancía que corresponde a su giro de manera oficial, debe ingresar una solicitud ante Ventanilla Única de la Alcaldía, indicando el espacio que ocupará; además de los datos generales, se debe adjuntar el pago de derechos correspondiente, realizado en Tesorería.



Sin embargo, los locatarios aseguran que la familia Rosales no ha tramitado permisos y de tenerlos son ilegales porque están suspendidas las romerías por la pandemia.



En el mercado se implementaron las medidas sanitarias necesarias obligatorias para la CDMX, pero con las romerías las han cumplido a medias.



“A partir del 3 de noviembre, dejaron libre el espacio y volvieron a dejar la cortina cerrada”, denunciaron los locatarios.



“Las decisiones administrativas en esta Alcaldía nos afectan ya que estas personas en su ambición niegan a los clientes que exista algún otro negocio que venda cierta mercancía en los otros giros, haciendo que los clientes se retiren, o bien dicen que ellos son los únicos que venden esa mercancía. Es decir, llega un cliente y pregunta por algún artículo de Tlapalería o bonetería, pues ellos responden que no hay ni Tlapalería ni Bonetería en el mercado, sin embargo, ellos mienten ya que si existe los negocios correspondientes”, relataron.



El domingo 29 de noviembre de 2020, aseguraron, la familia Rosales abrió la cortina y se pensaba que seguramente estarían actuando de la misma manera: ocupación del espacio por completo para venta de mercancía sin las medidas sanitarias, sin solicitud previa, sin pago en Tesorería, es decir sin contar con el permiso correspondiente, invadiendo todo el espacio. Aunque esto no ocurrió, resulta que abren y cierran la cortina a su antojo los fines de semana.



Los locatarios afirmaron que el jefe de Mercados y Tianguis de Benito Juárez, Michel Caballero Rodríguez, ha hecho caso omiso sin aplicar la ley y omitiendo las sanciones correspondientes.



“Tal parece que ni al Jefe de Mercados ni a estas personas les interesa la seguridad de la gente ni tampoco la salud, mucho menos la vida de los seres humanos que acuden al mercado; únicamente sus intereses económicos. Esto hace sospechar que hay una serie de irregularidades pues se supone que en la demarcación están prohibidas las romerías, tal como se venían realizando antes de la pandemia, dentro y fuera de los mercados públicos y por lo tanto se aplica en nuestro mercado. En los primeros días de diciembre se llevaron a cabo reuniones con las autoridades, administradores de mercados y representantes de las mesas directivas; en ellas se puso en claro que no se permitían este tipo de prácticas, excepto que los locatarios ocuparan exclusivamente sus locales para venta de mercancía de temporada.



“El pasado sábado 5 de diciembre, el velador del mercado (quien es trabajador de la Alcaldía Benito Juárez y en cierta medida el representante de la autoridad), de acuerdo a sus deberes, debía cerrar las cortinas que todavía se encontraban abiertas. Ambas, son las mencionadas con anterioridad. Por disposición de las autoridades de la CDMX no hay permiso para Romerías (Gaceta de la Ciudad de México, 4 de diciembre 2020), pero al Sr. Rosales y a su familia eso no les interesa y se opusieron a la acción del velador, a quien ofendieron insistentemente. El velador les mostró lo indicado en la Gaceta CDMX y la familia Rosales le respondió que ellos mandaban en el mercado y que ellos iban a decidir a qué hora se iban a cerrar dichas cortinas. El velador reportó esta situación a diversas personas de la Alcaldía: a la administradora del mercado, al jefe de Mercados y Tianguis, entre otros. Mientras que la administradora logró comunicarse con el velador para indicarle qué acción debería realizar, la autoridad inmediata superior, es decir el jefe de Mercados y Tianguis nunca hizo caso a lo reportado por el velador y no ha dado la cara hasta la fecha”.