| 

Transición 2018

Se modernizará el C5, anuncia Sheinbaum. Con mil mdp extra se reactivarán 1,100 cámaras y sustituirán 6,488

Ciudad de México.-La jefa de gobierno electa, Claudia Sheinbaum, presentó hoy un plan de modernización del Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicaciones y Contacto Ciudadano de la Ciudad, conocido como C5, con el cual se busca la reactivación de mil 100 cámaras de vigilancia hoy descompuestas y la sustitución de 6 mil 488 cámaras que ya son obsoletas. El objetivo es convertir al organismo en un verdadero centro de inteligencia e innovación.

Al presentar este plan de modernización, que contempla la asignación de mil millones de pesos adicionales a este Centro de Comando, la futura mandataria presentó al ingeniero Juan Manuel García Ortegón como próximo titular del C5. El presupuesto actual de ese organismo es de 2 mil 77 millones.

Como parte de esa estrategia que, a decir de la mandataria, sacará del abandono a este centro de control, se integrarán al C5 las 5 mil cámaras que están en el Metro, las mil cámaras del Metrobús, cámaras de la Secretaría de Obras y las de fotomultas. Toda esa infraestructura hoy no se encuentra integrada en un solo sistema.

La renovación del C5, agregó Sheinbaum, incluye la revisión de diversos contratos de mantenimiento y comunicaciones del sistema y que representan más de mil millones de pesos, pues ellos han generado como repercusión una dependencia tecnológica. Esos contratos se revisarán, dijo la jefa de gobierno, quien planteó la posibilidad de cambiar a los proveedores de esa tecnología.

“Hay contratos que prácticamente se vienen repitiendo igual desde el inicio del C5 y la tecnología ha avanzado muchísimo. Entonces no puede repetirse lo mismo que se hizo en 2010 en 2018, porque hay nuevas tecnologías, hay nueva fibra óptica en la Ciudad, hay una fibra óptica en el Metro”, explicó.

La tecnología que se brinda a través de esos contratos no sólo ha generado la obsolescencia del sistema, sino que en términos técnicos existe una falla de interoperabilidad, es decir, no hay comunicación entre unas cámaras y otras, además de que la forma de analizar y almacenar la información es distinta entre los diversos equipos. Los contratos distintos han provocado que las tecnologías no se comuniquen entre sí, dijo la jefa de gobierno electa.

Sobre si la asignación de esos contratos puede derivar en irregularidades administrativas, la futura mandataria explicó que será la Contraloría la encargada si definir posibles faltas y eventuales sanciones.

Para el nuevo titular del C5, Juan Manuel García Ortegón esa dependencia tecnológica se traduce en la existencia de islas de operación del sistema de cámaras, pues los viejos proveedores y los nuevos proveedores no se hablan entre sí, lo que impide un esquema de interconexión entre los equipos.

Agregó que el nuevo plan para el C5 tiene que ver con un tema de operación. “Una situación que se tiene que corregir en el corto plazo son las dificultades en las que se encuentran los operadores para hacer el despacho de los incidentes, porque no tienen la información que se requiere. No tienen información del estado de fuerza ni de la ubicación geográfica. Eso lo tendremos que resolver durante el primer año muy rápido”, explicó.

El plan es que las distintas agencias que tienen algún tipo de contacto con la ciudadanía estén representadas en el C5, como Locatel y el 911, ma fin de que esa información sea útil y poderla entregar a la jefa de gobierno para la toma de decisiones basada en evidencia.

En cuanto a la parte tecnológica hay tres grandes ejes, el primero tiene que ver con mejorar el esquema de comunicaciones del centro de comando, además de renovar la plataforma tecnológica de la que dependen las comunicaciones de datos y de voz, y la transmisión de video.

Otro eje es cerrar la dependencia de plataformas tecnológicas cerradas, así como la renovación del equipo que está en campo por un sistema moderno, donde tampoco haya una gran dependencia del elemento humano.

La actual plataforma solo es útil si interviene elemento humano, pero en los sistemas modernos el sistema toma decisiones e incluso jerarquiza las cosas que capta, además de mejorar en mucho la calidad del video.

Juan Manuel García no descartó que algún momento se pueda vincular al C5 el sistema de videovigilancia de centros comerciales e incluso de bancos.

Respecto al perfil del nuevo titular del C5 destaca que García Ortegón es ingeniero en Computación, con una Maestría en Ciencias de la Computación por el Instituto Tecnológico de Monterrey. Cuenta con más de 15 años de experiencia en el sector público y privado, principalmente en áreas de seguridad pública y de finanzas.

En el campo de monitoreo de video y diseño de sistemas de seguridad urbana, de 2010 a 2015 formó parte del equipo a cargo del proyecto Ciudad Segura en la Ciudad de México, primero como Director de Sistemas y posteriormente como Coordinador Ejecutivo de Tecnologías e Ingeniería. También se ha desempeñado como gerente de soluciones para sistemas de ciudades seguras e inteligentes en la iniciativa privada.



Etiquetas

COMENTARIOS

MÁS Transición 2018