Se enciende alerta en bancos mexicanos: esperan aumento de morosidad por Covid-19



Ciudad de México.- La disminución de ingresos ocasionada por la emergencia sanitaria de Covid-19 generará un incremento en los índices de morosidad a los bancos en el país.



De acuerdo con datos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), el índice de morosidad de la banca (Imor) se ubicó en 2.32%, hasta abril, y al compararlo con el mismo mes del 2019 se registró un incremento de 0.20 puntos porcentuales.



Aunque las instituciones financieras han expresado que cuentan con los recursos para enfrentar la falta de pago de sus clientes.



TE PUEDE INTERESAR: Famsa pierde licencia para operar como banco; te decimos qué hacer con tu cuenta



El índice de morosidad de la cartera de consumo registró 4.65%, en el que productos como la tarjeta de crédito llegaron a 5.6%, y en caso de los de nómina registraron 2.83 por ciento.



Los productos que reportan con la morosidad más alta fueron los créditos personales, con 7%, es decir, 0.86% más en comparación con abril del 2019.



El caso más reciente relacionado con el número de deudores es Banco Ahorro Famsa, con una morosidad de 16.99%, una de las más altas en la banca en México, fue una de las razones por las que autoridades le revocaron la licencia como entidad de banca múltiple.



Las instituciones con los mayores índices de morosidad son: Finterra, con 17.8%; Accendo Banco, con 17.62%; Bancoppel, con 14.71% y Banco Azteca, con 11.20 por ciento.



Juan Pablo Graf, presidente de la CNBV, indicó al El Universal que otros bancos aunque tiene índices de morosidad similares a los de Famsa, la mayoría no enfrentará una situación similar, por un buen manejo del riesgo.



TE PUEDE INTERESAR: Bancos ampliarán un mes más congelamiento de créditos



El Banco de México enfatiza que la dinámica de la morosidad está asociada a la actividad económica y los efectos de podrían reflejar en el crédito al consumo y empresas.



“Lo que va a pegar a usuarios es que su ingreso no se haya restablecido y que los planes de diferimiento no haya tenido claridad y que generen esta especia de burbuja, en el que al cabo de cuatro meses se tenga una deuda inmanejable y el pago mínimo represente un sobreendeudamiento”, puntualizó Juan Pablo Zorrilla, director general de Resuelve tu Deuda.



En tanto, BBVA indicó que el efecto generado por la pandemia puede duplicar los índices de morosidad de sus rangos actuales, alcanzando tasas de 5%, considerando que es un margen manejable para el sistema financiero mexicano.



Carlos Serrano, economista en jefe de BBVA México, comentó para El Universal que “la clave va a ser la duración de la pandemia y las medidas de aislamiento social, si se logra superar la contingencia antes de los cuatro o seis meses, es factible que no veamos alzas importantes en la cartera vencida, y segundo, ver qué porcentaje de empresas desaparece”.