Rocío Nahle presume restricciones a energías renovables en foro internacional



Ciudad de México.- Rocío Nahle, titular de la Secretaría de Energía (Sener), presumió la política energética que restringe las energías renovables en el país ante la Agencia Internacional de Energía (IEA, por su siglas en inglés).



Durante un panel virtual con sus homólogos internacionales titulado “Una recuperación inclusiva y equitativa”, la funcionaria declaró que, para garantizar los derechos esenciales de la población pobre del país, el gobierno mexicano estableció una política de confiabilidad del sistema eléctrico nacional a fin de garantizar el abasto eléctrico con seguridad, continuidad y calidad.



"El Estado tiene el compromiso de garantizar a todos, en especial a los pobres, derechos fundamentales cómo educación, trabajo, salud, alimentación, es decir, un estado de bienestar y libertad, donde el acceso a la energía es necesario. Con este propósito el gobierno estableció una Política de Confiabilidad del Sistema Eléctrico (SEN)", señaló.



TE PUEDE INTERESAR: Frena Corte política energética de Nahle



Sin embargo, esta política fue criticada por los participantes en la generación eléctrica a través de fuentes renovables, en especial la solar y fotovoltaica; ya que prohibía las pruebas preoperativas en el SEN, a proyectos que están en proceso de construcción o por entrar en fase de operación, lo que representaba un golpe a la inversiones de acuerdo con asociaciones del sector.



Rocío Nahle aseguró que la política es para garantizar el suministro con fuentes universales bajo condiciones de seguridad continuidad y calidad para todas las energías primarias y tecnológicas. Añadió que varias de las energías renovables son intermitentes en este momento y por ello se requiere respaldo y se hace a través de gas.



“La eficiencia energética debe reflejar la inclusión de energías renovables, pero también la seguridad de las redes eléctricas que conforman los sistemas eléctricos en el territorio”, afirmó Nahle.



Asimismo, comentó que las transiciones energéticas avanzan en los países impulsadas por el imperativo ético de detener el calentamiento global “por sus graves afectaciones a los ecosistemas del planeta que ponen en riesgo la vida humana por el acelerado avance tecnológico”.



Nahle precisó que México cumple con la legislación nacional y compromisos internacionales al establecer una política para alcanzar 35% de energías limpias en la generación eléctrica en 2024, y lineamientos para que las energías renovables y nuclear avancen hacia 2050, así como reducir emisiones y compuestos de efecto invernadero en el corto plazo.



TE PUEDE INTERESAR: UIF y Sener firman convenio que servirá para combatir la corrupción



La encargada de la política energética mencionó que México trabaja actualmente en uno de los programas más grandes del mundo en sembrar un millón de hectáreas de arboles frutales y maderables para mitigar los efectos de la deforestación mundial.