| 

Transición 2018

Rechaza Sheinbaum proyecto de Sedatu para reutilizar 710 hectáreas del actual AICM. Es puro negocio, acusa

Ciudad de México.-La Jefa de Gobierno electa, Claudia Sheinbaum, rechazó el contenido de un estudio elaborado por las actuales autoridades de la Sedatu, para reutilizar las 710 hectáreas de la actual terminal, en el cual se contempla la construcción de una nueva Ciudad Universitaria, además de áreas dedicadas a salud, hoteles, un lago artificial, parques, comercios y un paradero.

“En dado caso que ganara Texcoco nos vamos a encargar de que haya un buen proyecto. No estamos de acuerdo en que haya un desarrollo inmobiliario en esa zona, porque la Ciudad ya no puede soportar eso.

“Tendría que ser un proyecto distinto y ya lo hablaríamos con el gobierno federal, porque finalmente son terrenos federales”, expuso la próxima mandataria.

Subrayó que en su gobierno no permitiría ese proyecto de la Sedatu, porque “es puro negocio”, agregó, al tiempo que exhortó a la ciudadanía a participar en la consulta que inicia mañana jueves.

Entrevistada durante su gira de agradecimiento por Milpa Alta, la próxima gobernante insistió en que perder el aeropuerto de la Ciudad sería muy grave para los capitalinos. Estimó que se perderían alrededor de 70 mil empleos directos si la terminal aérea sale de la capital del país.

Consideró que un plan para las 710 hectáreas del actual aeropuerto tendría que ser consultado con los habitantes de la Ciudad, particularmente de las alcaldías alrededor de ese terreno.

La propuesta de la Sedatu incluida en el Programa Territorial Operativo de la Zona Oriente del Valle de México, contempla la construcción de la Ciudad Universitaria de Oriente, Ciudad de la Salud, Ciudad de la Cultura, Ciudad de los Jóvenes, Ciudad de la Investigación, Ciudad Administrativa, Zona Hotelera, foro y Centro de Convenciones.

En los predios de 710 hectáreas también se considera la creación de un lago artificial, el parque temático "Gran Tenochtitlán", jardín botánico, oficinas, Plaza Central, zona de comercio y servicios, Paseo Metropolitano, Centro de Logística y Distribución.

Además, se incluyen ampliaciones de la Línea 9 del Metro, desde Pantitlán hasta un nuevo Cetram Oriente; nuevas conexiones a la Línea B, desde la estación Villa de Aragón, tren exprés y posteriormente comunicar la línea 6 del Metro (El Rosario-Martín Carrera) con la Línea B, para sumar flujos del Poniente (Miguel Hidalgo-Naucalpan).

En la entrevista y a pregunta expresa, Sheinbaum se refirió a la cancelación del contrato para construir la Planta de Termovalorización de basura que asignó la actual administración. Al llegar al gobierno ella echará abajo el proyecto, lo que de acuerdo con las cláusulas del convenio obligaría a las autoridades locales a pagar una multa de 3 mil millones de pesos.

“La Ciudad no tiene por qué pagar, porque todavía no han invertido nada. Estamos revisando el contrato, pero no han hecho ninguna inversión (la empresa WTE). Cómo pueden pedir el pago de una inversión que no está hecha”, respondió.

En otro tema, la mandataria electa lamentó que ayer se hayan usado a trabajadores sindicalizados del gobierno de la Ciudad para generar concurrencia en un evento de la diputada local por el PRD, Paula Castillo, quien organizó un acto en el Monumento a la Revolución en contra del aeropuerto en Texcoco.

La legisladora Castillo es esposa de Miguel Ángel Vásquez, ex funcionario del gobierno de Miguel Ángel Mancera y de Ramón Amieva. Su último cargo fue coordinador de gabinete de la administración local, al cual renunció hace dos semanas.

Al respecto, Sheinbaum expuso: “Trabajadores me mandaron mensajes, el audio que les estaban mandando, pidiéndoles que llevaran a dos o tres personas. Decirle a Miguel Ángel Vásquez que ya ni funcionario del gobierno de la Ciudad es, que se dedique a la que se tenga que dedicar”.

Durante su gira de agradecimiento en Milpa Alta, Claudia Sheinbaum informó que los centros comunitarios en esta alcaldía contarán con enseñanza en idioma náhuatl.

En San Salvador Cuauhtenco, señaló que hay espacios cuya infraestructura está a medio uso, por lo que se rehabilitarán las que ya existen y se construirán nuevas instalaciones, para garantizar el derecho a la educación, el deporte, la cultura y al empleo.

Ante vecinas y vecinas de Santa Ana Tlacotenco, aseguró que, en Milpa Alta y en toda la zona rural de la ciudad, se fortalecerá el apoyo al campo, para la producción agrícola como la del nopal y el amaranto. También se invertirá en la vigilancia ambiental y el cuidado de los bosques.

“A partir de 2019 vamos a dar mil millones de pesos para el campo. Una parte para la producción agrícola y otra para atender la conservación de los bosques y tierras de la ciudad”, aseveró.

Etiquetas

COMENTARIOS

MÁS Transición 2018