Por la pandemia, la CDMX ha perdido 14 mil mdp en ingresos propios y recursos federales



Ciudad de México.-Debido a la emergencia sanitaria, el gobierno de la Ciudad ha reorientado 4 mil 713 millones de pesos al cierre de agosto, con la finalidad de atender de forma rápida y amplia la emergencia sanitaria más grave y probablemente de este siglo, detalló hoy la secretaria de Administración y Finanzas Luz Elena González.



Ante el Pleno del Congreso local y en una comparecencia como parte de la Glosa del Informe de la jefa de gobierno, la secretaria de Finanzas explicó que tan sólo mil 200 millones de pesos se usaron para reconvertir 4 hospitales generales para hacerlos unidades covid; se ampliaron 7 hospitales híbridos e instalaron módulos de primer contacto (Triage); se dispuso de 400 nuevas camas para terapia media e intensiva; se compraron 153 ventiladores y 100 monitores de control nuevos, y se contrató a más de 2 mil 100 personas entre médicos, enfermeras, técnicos de inhaloterapia, personas de apoyo y trabajadoras sociales; personal especializado para Locatel y paramédicos para el ERUM.



En la comparecencia que se realizó vía remota, dijo también que se han destinado 3 mil 512 millones de pesos para financiar programas sociales de ayuda a grupos vulnerables, a la población de escasos recursos y a personas desempleadas.



Agregó que entre enero y agosto, los ingresos de la Ciudad disminuyeron en una escala no vista al menos en una generación. En este periodo, los ingresos del sector público sumaron 149 mil 607 millones de pesos, un 8.8 por ciento menor al estimado en los primeros 8 meses.



En cuanto a los ingresos locales, se recaudaron 59 mil 713 millones, pero la Ciudad dejó de recaudar 6 mil 880 millones de pesos, 10.3 por ciento menos respecto a la meta programada en la Ley de Ingresos.



Esta caída se refleja como comportamiento general de las principales contribuciones de la ciudad; como el impuesto sobre adquisición de inmuebles, la tenencia, debido a la menor venta de vehículos nuevos, además de menor recaudación de impuestos por espectáculos públicos, hospedaje, rifas y sorteos, entre otros.



Reconoció que, aunque la participación federal vino en auxilio de las finanzas locales, no fue suficiente. Se registraron 7 mil 231 millones de pesos menos de ingresos federales, las participaciones cayeron y lo recibido a través de fondos federales que sumó 3 mil 120 millones no logró compensar esta caída, dado que además hubo cierres temporales de algunos programas de coordinación fiscal muy exitosos, que impidieron que la Ciudad recaudara otros 3 mil 900 millones de pesos programados al inicio del año.



Así, en términos globales y al cierre de agosto, los ingresos de origen federal reportan una caída de 8.4% por ciento respecto a la meta programada en la Ley de Ingresos.



Además, Luz Elena González expuso que las finanzas locales están dejando de obtener recursos por los servicios que ofrece la Ciudad, especialmente por la menor afluencia en el transporte público. Tan sólo en el sistema de transporte colectivo Metro hubo un descenso de 1,645 millones de pesos por tarifa.



Expuso que ante la falta de liquidez que tiene nuestra economía, el gobierno tiene que poner el ejemplo ejerciendo el gasto de forma puntual y oportuna.



Así, aseguró que el Gobierno de la Ciudad gastará el 80 por ciento del presupuesto al cierre del tercer trimestre, esto es alrededor de 128 mil 350 millones de pesos.



Reveló que se ha hecho un ajuste del gasto al cierre de agosto del 5.8 por ciento del presupuesto, e hizo un desglose.



En el gasto corriente (capítulos 2000 y 3000), se redujeron 5,222 mdp. Dentro de este rubro, destacan ahorros de 803 mdp en servicios como energía, agua y gas; 587 mdp por concepto de arrendamiento y mantenimiento de edificios; 600 mdp en combustible y refacciones; 224 mdp en materiales y servicios de impresión; 136 mdp en material de oficina; 158 mdp en servicios de telecomunicaciones; 59 mdp en transporte destinado a funcionarios y 31 mdp en viáticos y pasajes.



En su intervención final, Luz Elena González reconoció que el gobierno capitalino realizó al Congreso federal una solicitud de 4 mil 500 millones de pesos para endeudamiento en 2021, pero reiteró el compromiso de la Jefa de Gobierno de que al final de su administración, la deuda pública no se habrá incrementado en términos reales.