Piden en mercados públicos un protocolo de aforos para evitar su cierre



Ciudad de México.-Representantes de nueve mercados públicos solicitaron a diputados locales del PAN su intervención ante las autoridades capitalinas para que se garantice la operación de esos centros de abasto con el estricto control de aforo de consumidores.



Los locatarios expusieron que con ese control de aforos se podría asegurar la continuidad de la venta en los mercados y alejar la posibilidad de un cierre.



En reunión virtual con los legisladores, los representantes de los mercados demandaron lineamientos claros para continuar su labor bajo medidas sanitarias que les permitan determinar un número de locales y de giros que puedan operar por día para evitar aglomeraciones, todo ello bajo el visto bueno de la Jurisdicción Sanitaria.



Como parte del pliego petitorio, también solicitaron a los diputados panistas que intervengan ante la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, para lograr el diferimiento de las declaraciones y pagos de los comerciantes como contribuyentes pertenecientes al Régimen de Incorporación Fiscal, de por lo menos dos bimestres, periodo que se prevé se mantenga la contingencia.



Igualmente, pidieron a la Secretaría de Desarrollo Económico de la Ciudad diseñar una nueva política de créditos para los comerciantes de los mercados públicos, con objeto de revivir sus negocios, flexibilizando los requisitos.



Exhortaron tanto a la Jefa de Gobierno como al Secretario de Hacienda a implementar el programa de ‘Salario Solidario’ para apoyar a pequeños comerciantes con el pago parcial de la nómina de los trabajadores que ganan de 1 a 3 salarios mínimos, mientras dure la contingencia.



Los comerciantes que sostuvieron la reunión con los legisladores panistas representan a locatarios de los mercados Río Blanco, Progreso Nacional, Tacubaya, Azcapotzalco, Jardín 23 de Abril, Villa Comidas Viejo, Peña Manterola, San Pedro Zacatenco y 18 de Marzo.



Durante la reunión, el coordinador de los diputados locales del PAN, Mauricio Tabe, lamentó que existe un trato desigual e inequitativo con relación a las grandes cadenas comerciales que en esta pandemia no enfrentan riesgo de cierre.



Tabe llamó a la Jefa de Gobierno a realizar este planteamiento a los Alcaldes durante la reunión virtual que sostendrán, a fin de generar un diálogo con los comerciantes y concretar un acuerdo que asegure condiciones de seguridad a los consumidores y evite la caída de este sector económico.



Sostuvo que el Gobierno de la Ciudad debe realizar una política mucho más agresiva de subsidios y apoyos a la economía familiar y a los pequeños y medianos negocios, por lo que, dijo insistirá en la importancia de que se invierta hoy un peso para evitar el cierre de empresas y comercios y no esperar a subsidiar el desempleo.



Por su parte la diputada Gabriela Salido, integrante de la Comisión de Desarrollo Económico, señaló que la falta de sincronía entre las alcaldías ha llevado a tener iniciativas distintas y poco orden en la aplicación de lineamientos, pues ha sido ’diametralmente distinta la aplicación de reglas y eso tampoco ayuda’.



Reconoció la capacidad de adaptación de muchos mercados públicos que ahora hacen entregas a domicilio, por lo que afirmó que existen áreas de oportunidad para que los mercados públicos puedan entrar en nuevos esquemas de comercialización y alentar el consumo local.