| 

Política

Millonarios remanentes aprobados a planta de termovalorización son ilegales, acusa Morena; combatirán dictamen vía judicial

Ciudad de México.- Diputados de Morena en la Asamblea Legislativa del DF (ALDF) dijeron que combatirán por la vía jurídica y legal la aprobación del dictamen por el que se le asignan remanentes multimillonarios de participaciones federales a las plantas de termovalorización y de biodigestión de residuos sólidos que promueve el gobierno de la Ciudad, con lo cual se comprometerán durante 30 años recursos públicos por 69 mil 485 millones de pesos para una, y 25 mil millones de pesos para la otra.

Advirtieron que la aprobación de ese dictamen se realizó en un proceso ilegal, pues se llevó a cabo cuando la presidenta de la Mesa Directiva, Flor Ivonne Morales, ya había levantado la sesión de ayer en apego a sus facultades reglamentarias, por lo que tomarán acciones dentro y fuera de la propia ALDF para invalidar el polémico dictamen que generó la toma de tribuna, así como golpes, jaloneos y gritos entre asambleístas de Morena y del PRD.

La estrategia de los legisladores morenistas incluye la presentación de una denuncia penal en contra del Director de Servicios Parlamentarios del órgano legislativo, Ángelo Cerda, a quien acusaron de haber actuado de forma ilegal por hacer perdediza una moción suspensiva que la bancada de Morena presentó en la sesión de ayer, con la cual pretendían regresar a comisiones ese dictamen.

Este miércoles en conferencia de prensa, los diputados de Morena encabezados por su coordinador, César Cravioto, acusaron que detrás del proyecto de las plantas de tratamiento de residuos se esconde el acto de corrupción más grande en la historia de la Ciudad de México.

Cravioto dijo que de inicio no entendía por qué la urgencia de aprobar ayer ese dictamen que permite el uso de los multimillonarios remanentes, sin embargo, expuso que todo queda claro cuando se lee el contrato suscrito entre la Agencia de Gestión Urbana del gobierno de la Ciudad (AGU) y la empresa Termo WTE S.A. de C.V, filial de la trasnacional Veolia. Precisó que en el apartado 6.3, inciso b, del contrato, esa compañía tendrá seis meses contados a partir de la firma del convenio para lograr el cierre financiero necesario que permita el financiamiento para edificar la planta de termovalorización. Ese plazo se vencía hoy, acusó Cravioto.

“Los diputados del PRD y sus aliados le quisieron dar garantías financieras al proyecto. Les dieron el cierre financiero necesario a Veolia para tener el financiamiento. Eso necesitaban amarrar, por eso la urgencia”, acusó César Cravioto.

El coordinador de los morenistas difundió el dictamen completo que fue parte de la discordia y que derivó en la caótica sesión de ayer martes. En el documento se incluye una tabla con el monto anual a garantizar que erogará durante 30 años la AGU a la filial de la empresa Veolia para la planta de termovalorización. Serán 2 mil 316.1 millones de pesos como monto máximo, más el IVA, mismos que podrán variar en función de las deducciones que en su caso se apliquen por la prestación del servicio.

Para la planta de biodigestión, el monto anual a garantizar será de hasta mil millones de pesos, más el IVA, por 25 años. “Esta cantidad corresponde al monto máximo aproximado que, conforme a los estudios realizados para el Proyecto Bio, puede pagar el GCDMX como contraprestación anual al licitante que resulte ganador del proceso de licitación y el procedimiento de precios más bajos que se realice de conformidad con la Ley de Adquisiciones para el Distrito Federal y su Reglamento.

Una vez adjudicado el contrato por el que se implemente el Proyecto Bio, la cantidad que se establezca como pago anual de referencia será la cantidad máxima que pagará la AGU al Prestador del Servicio, misma que podrá variar en función de las deducciones que, en su caso, se apliquen por la prestación del servicio”, se lee en el contrato.

“Primero dijeron que lo aprobado era sólo en garantía, pero hoy Javier Slomianski (titular de la AGU) acepta que sí van a gastar; lo hemos obligado a decir parte de la verdad”, dijo Cravioto.

Los legisladores de Morena acusaron que este es un contrato leonino, pues favorece por completo a Termo WTE y deja en una situación desventajosa a las siguientes seis administraciones del gobierno de la Ciudad, independientemente de qué partido ocupe Jefatura de Gobierno.

Así, por ejemplo, señalaron que la administración local obsequiará terrenos de lo que fue el relleno sanitario Bordo Poniente, colindantes con el Aeropuerto Internacional de la CDMX, pagará la inversión para edificar la planta y además le comprará a la filial de Veolia la energía eléctrica que se genere por la incineración de la basura, a fin de utilizarla para el suministro del Sistema de Transporte Colectivo Metro.

Además, el gobierno capitalino se obliga a mantener una línea de producción de basura, de 4 mil 500 toneladas de desperdicio al día, a fin de hacer rentable la operación de la planta de termovalorización y lograr la generación de megawatts suficiente para alimentar al Metro.

En la conferencia estuvo presente el especialista en temas ambientales, Ramón Ojeda Mestre, quien expuso que a dos mil 200 metros sobre el nivel del mar, como es el caso de la Ciudad de México, una planta de incineración de desechos puede resultar una operación costosa y hasta contraproducente, porque se requiere mucho mayor poder de combustión y el uso de recursos como agua para lograr la reducción de los desechos sólidos.

Durante la conferencia estuvo presente Flor Ivonne Morales, quien fue destituida por el resto de las bancadas como presidenta de la Mesa Directiva de la ALDF, aunque a decir de Cravioto ella no ha dejado de ocupar ese cargo, por lo que advirtieron que este jueves, cuando haya una nueva sesión del Pleno de la Asamblea “vamos a exigir que se restaure la legalidad y que se le dé su lugar a nuestra compañera y si no, esto se va a poner divertido”, anunció Cravioto.

Morena miente

El presidente de la Comisión de Gobierno y coordinador del PRD en la ALDF, Leonel Luna, salió al paso de las acusaciones de los diputados de Morena. Expuso, primero, que no habrá una erogación adicional ni se realizarán pagos más elevados por la energía que se utilizará para alimentar el Metro.

“Se generará energía eléctrica que dejará de pagar el gobierno de la Ciudad a la Comisión Federal de Electricidad, es decir, estamos hablando de un recurso que ya paga el gobierno de la Ciudad a la CFE en primera instancia.

En segunda instancia lo que se discutía ayer eran las garantías. No estamos hablando de una erogación más, sino de las garantías para que esa planta se pueda construir, es decir, hacer una transferencia de recursos del fideicomiso Metro a un fideicomiso ambiental para que quede la garantía correspondiente para la construcción de esta planta”, dijo Luna en entrevista.

Acusó un doble discurso de Morena, de acusar que no existen protocolos en materia ambiental, pero por otra parte se oponen a la construcción de la planta de termovalorización.

Dijo que Morena declara mentiras y por eso no pudieron sostener el debate, por lo que prefirieron tomar la tribuna y alterar el proceso legislativo que llevaba a cabo la ALDF a través de engaños, como aducir que habían presentado una moción suspensiva, cuando no fue así.

Etiquetas Noticias

COMENTARIOS

MÁS Política