Más de 20 personas deportadas desde EU a Colombia dieron positivo a coronavirus: fuentes



Ciudad de México.- Alrededor de dos docenas de inmigrantes deportados desde Estados Unidos en un vuelo a Colombia en marzo dieron positivo en las pruebas del nuevo coronavirus, dijeron dos personas familiarizadas con el asunto, aumentando el temor de que las deportaciones masivas estén propagando la enfermedad.



De los más de 60 inmigrantes deportados en un vuelo del 30 de marzo por el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de Estados Unidos (ICE, por sus siglas en inglés), aproximadamente 24 dieron positivo en las pruebas de COVID-19, dijeron las fuentes.



El ICE informó en ese momento que luego utilizó el mismo avión para repatriar a los estadounidenses que habían quedado varados en Colombia cuando el país sudamericano comenzó un aislamiento preventivo obligatorio nacional.



El ICE no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios. El organismo dijo la semana pasada que comenzaría a hacer pruebas a algunos migrantes antes de que fueran deportados a otros países, una medida que se tomó cuando otros gobiernos exigieron más exámenes antes de que los deportados fueran subidos a los aviones.



La deportación de migrantes desde Estados Unidos que dan positivo en las pruebas del virus después de llegar a sus países de origen ha causado tensiones con los gobiernos de América Latina y el Caribe preocupados por la propagación de la enfermedad.



En Guatemala, al menos 103 migrantes deportados por Estados Unidos en varios de vuelos en marzo y abril dieron resultados positivos para el coronavirus. Esto representa alrededor de una quinta parte de todos los casos en el país centroamericano.



Se encontraron otros infectados entre los deportados en Haití, México y Jamaica.



Colombia ha reportado alrededor de 6.200 casos confirmados de COVID-19 y 278 muertes. El gobierno colombiano extendió su cuarentena hasta el 11 de mayo, mientras que permitió esta semana la reapertura de los sectores de construcción y manufactura.



Un portavoz de Migración Colombia confirmó la llegada del vuelo el 30 de marzo con 64 personas a bordo, pero dirigió las preguntas sobre las infecciones a los funcionarios del Ministerio de Salud, quienes dijeron que los registros son confidenciales.



El Ministerio de Justicia del país dijo en un comunicado en el momento del vuelo que las personas a bordo habían sido sometidas a controles de salud por parte de los funcionarios de inmigración de Estados Unidos, la Cruz Roja Colombiana y la Secretaría de Salud de Bogotá en diferentes puntos del proceso de deportación y que ninguno había mostrado síntomas asociados con COVID-19.



Todos los que llegaron en el vuelo tendrían que completar los 14 días de aislamiento obligatorio que se exige a los viajeros que entran en Colombia, dijo el ministerio, al asegurar que facilitaría los lugares de cuarentena para los deportados.



El vuelo de deportación vino de un aeropuerto de retención de migrantes en Alexandria, Luisiana. Catorce empleados del ICE en la instalación dieron positivo en COVID-19 hasta el 28 de abril, según el propio organismo.