Más de 10 mil unidades del transporte concesionado ya cuentan con cámaras de vigilancia y GPS



Ciudad de México.-Las autoridades capitalinas informaron hoy que se han logrado instalar 10 mil 398 cámaras y GPS en camiones pertenecientes a 92 de las 103 rutas del transporte concesionado que hay en la capital, lo que representa un avance de 67 por ciento de cobertura.



En videoconferencia, la Jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum Pardo, resaltó que en la Ciudad de México existen poco más de 15 mil unidades de transporte público concesionado, de las cuales gracias al programa más de 10 mil ya cuentan con cámaras y GPS, lo que ha permitido la reducción de los delitos, así como el seguimiento y control del transporte en la capital.



Destacó que la reducción en el delito del transporte público es el 55 por ciento comparado noviembre de 2019 con noviembre de este año, aunado a los operativos realizados por parte de la Secretaría de Seguridad Ciudadana.



La mandataria local expuso que además se trabaja de manera muy importante para que el sistema de transporte concesionado opere por medio de la tarjeta de Movilidad Integrada; sumado a que este año se otorga un apoyo a los operadores para no elevar la tarifa del servicio.



“Ya prácticamente todas las unidades de RTP, de Trolebuses, tienen acceso a esta tarjeta, además de lo que ya existían, el Metro, Metrobús y el Tren Ligero; y esto, va a ir ampliándose poco a poco a todo el transporte concesionado”, recordó.



El secretario de Movilidad, Andrés Lajous Loaeza, señaló que el objetivo es supervisar la operación de transporte concesionado para mejorar el servicio y la seguridad, prueba de ello son las 177 alertas que llegaron al personal del Órgano Regulador del Transporte (ORT) y que en coordinación con el Centro de Comando, Control, Cómputo, Comunicaciones y Contacto Ciudadano (C5) se han despachado servicios.



Las principales rutas en donde se han instalado son la 1, 14, 3, 20 y 2, las cuales tienen más servicios en operación.



Recordó que la primera fase del programa inició en julio de 2019 y su segunda fase en agosto de 2020, ya que debido a la emergencia sanitaria por Coronavirus (COVID-19) se suspendió la instalación de los equipos, lo que hace estimar que en enero de 2021 culminará su proceso de instalación.



El coordinador general del C5, Juan Manuel García Ortegón, señaló que el esquema de operación del Programa de Monitoreo Integral y Seguridad de Transporte Público vía GPS consiste en que una vez que se activa el botón de auxilio en una unidad la atención se brinda en un lapso no mayor a 15 minutos.



“Es decir de que ocurre la activación del botón de auxilio, se localiza el vehículo en el despacho, se localiza el vehículo en las cámaras y la unidad de Seguridad Ciudadana lo atiende”, puntualizó.



Detalló que tras la activación del botón de auxilio el operador de la unidad de transporte público se pone en contacto con un despachador del ORT, quienes laboran las 24 horas de la semana en el C5, por lo que se utiliza la información del GPS para identificar la ruta, el nombre del operador, el número de la unidad y sus características para ser localizado por medio de las cámaras.



De las 177 alertas atendidas, las más comunes fueron por robo al transporte público, agresiones, y por disturbios por personas en estado de ebriedad.



La directora general del ORT, Natalia Rivera Hoyos explicó que en el Centro de Monitoreo y Gestión de Flota del órgano se realiza, por medio de la Plataforma de Gestión de Flota, un seguimiento de las unidades y de su operación en tiempo real.



Informó que por medio de la plataforma y debido a la emergencia sanitaria por Coronavirus se realiza diariamente un seguimiento del uso de cubrebocas en las unidades de transporte público concesionado de la capital.



“De acuerdo con nuestros datos, el promedio de uso de cubrebocas en la ciudad, en las unidades de transporte, es aproximadamente el 90 por ciento. Contamos con información por ruta, colonia y Alcaldía, y generamos estadísticas para enfocar estrategias de prevención”, resaltó.



Agregó que el gobierno de la Ciudad ha invertido 210 millones de pesos entre 2019 y 2020 para la incorporación de esta tecnología en el transporte concesionado, a lo que se sumarán 77 millones en el 2021.



De acuerdo con García Ortegón, el tiempo de respuesta de la Policía luego de que el operador de la unidad activa el botón de pánico es de un máximo de 15 minutos, pero Claudia Sheinbaum atajó al funcionario al asegurar que hay tiempos de reacción de tres minutos.