| 

Política

La Ley Godoy y las incongruencias que dejó al descubierto en el Congreso capitalino



Ciudad de México.-En el Congreso capitalino ocurrió hoy una historia previsible: la oposición ganó el debate sobre una ominosa reforma a la Constitución capitalina a la que se le ha dado en llamar Ley Godoy, pero perdió la votación ante la aplanadora de Morena, sus aliados políticos y una que otra ayudadita de legisladores de esa misma oposición.



Con 44 votos a favor, ocho en contra y cuatro abstenciones, el Pleno del Congreso capitalino aprobó esta tarde una reforma al artículo 44 de la Constitución Política de la Ciudad, con la cual se reduce de tres a sólo un año la prohibición para que una personas que haya sido diputada pueda ocupar la nueva Fiscalía General de Justicia capitalina.



Los diputados del PAN, PRD y PRI han acusado en los últimos días -y lo hicieron hoy en la tribuna del Congreso local--, que esa reforma lleva dedicatoria para la diputada con licencia y actual procuradora de Justicia de la Ciudad Ernestina Godoy Ramos, pues le deja la mesa puesta para que pueda convertirse en fiscal.



Para la bancada de Morena, pero principalmente para Eduardo Santillán, esta modificación ha permitido enmendarle la plana a quienes hace tres años y como diputados constituyentes crearon la primera Constitución Política de la Ciudad de México.



Legisladores del PAN como Jorge Triana, Margarita Saldaña y Federico Döring; del PRD, como Jorge Gaviño, y del PRI, como Guillermo Lerdo de Tejada, dieron los argumentos en la tribuna para exhibir las incongruencias de la bancada mayoritaria de Morena que defendió con discursos de malabares, pero también con silencio, la modificación al artículo 44.



Sin embargo, hubo diputados de oposición que también con su silencio, con su abstención, alguna con su voto y otros con su ausencia justamente a la hora de la votación, que le hicieron su guiño a la Ley Godoy y a la futura fiscal capitalina.



Después de 2 horas y 45 minutos de debate, cuando se encendió el tablero electrónico para que los legisladores emitieran su sufragio, cada diputado demostró abiertamente lo que pensaba para permitir que Ernestina Godoy sea la fiscal carnal de esta Ciudad.



Los 44 votos a favor aseguraron que dos terceras partes de los diputados integrantes del Congreso de la Ciudad respaldaran la reforma de carácter institucional y no quedara duda que el dictamen contó con ese gran respaldo.



Uno de esos votos lo dio la diputada del PRD Paula Andrea Castillo, esposa de Miguel Ángel Vásquez, el polémico ex subsecretario de Capital Humano del gobierno de Miguel Ángel Mancera y sobre quien pesan señalamientos respecto al manejo discrecional y clientelar de plazas laborares durante el anterior gobierno.



Castillo votó en contrasentido al de sus compañeros de bancada Gabriela Quiroga, Víctor Hugo Lobo y Jorge Gaviño, quienes extrañamente se abstuvieron al momento de votar, pues durante todo el debate Gaviño no se cansó de denostar el dictamen de reforma.



De hecho, Jorge Gaviño subió una y otra vez a tribuna, para razonar su voto, por alusiones y para presentar reservas. En sus discursos provocó hasta la risa de los asistentes en el Pleno, cuando calificó a los diputados de Morena como violadores consuetudinarios de la Constitución local y al morenista Eduardo Santillán lo tachó de ser matancero y tablajero de la norma máxima de esta Ciudad, por pasársela haciendo remiendos a los artículos transitorios del texto constitucional.



Burlón, Gaviño denostó el argumento previo de otro morenista, Carlos Hernández Mirón, quien en tribuna dijo que el dictamen aprobado hoy era el resultado de una arquitectura distinta que permitirá tener al mejor fiscal.



"Dice también el diputado Mirón: ´es que nosotros no aceptamos línea, somos una fracción independiente, no aceptamos línea´. ¿Creen ustedes que por generación espontánea, ya tenemos más de un año aquí, y de pronto todos los de la fracción de MORENA, en forma independiente y espontánea de pronto amanecieron hay que cambiar el artículo 44 de la Constitución, y no vienen aquí por línea, nadie les dio línea, de pronto por su espontánea voluntad llegaron y dijeron hay que cambiar el artículo 44 y hacer una arquitectura precisa para hacer al fiscal independiente?", expuso con sorna el diputado del PRD, quien con todo y los argumentos votó en abstención.



Donde también hubo una votación extraña fue en la bancada del PAN, pues a pesar de los discursos y señalamientos que lanzaron en tribuna sus legisladores Jorge Triana, Margarita Saldaña y Federico Döring, hubo diputados panistas que aún estando presentes en el Pleno decidieron no votar.



Los albiazules solo lograron registrar ocho votos en contra, pero pudieron ser más, porque diputados panistas como Héctor Barrera Marmolejo, Pablo Montes de Oca y Christian Von Roehrich decidieron no emitir su voto. El coordinador de la bancada, Mauricio Tabe, no estuvo presente durante toda la sesión, alegando un problema de salud.



Lo mismo ocurrió en el PRI, donde el legislador Guillermo Lerdo de Tejada subió a tribuna a decirles sus verdades a los del partido en el gobierno, pero su coordinador de bancada, Tonatiuh González Case decidió no votar; el vicecoordinador de los priistas Miguel Ángel Salazar se abstuvo, y la otra diputada del tricolor Esther Vaca ni se apareció por el Pleno.



Así, quedarán como meras anécdotas y para el registro del diario de los debates argumentaciones como la de Jorge Triana, quien lamentó que con esa reforma al artículo 44 constitucional se legisla para una persona, para la actual procuradora Ernestina Godoy.



Le recordó a los morenistas que en 2017, cuando Enrique Peña Nieto intentó imponer a Raúl Cervantes como fiscal carnal, los entonces legisladores federales de Morena entre los que se encontraba Ernestina Godoy tomaron la tribuna de San Lázaro para impedirlo.



Margarita Saldaña recordó que ella fue una de los 100 diputados constituyentes que aprobaron la hoy tan manoseada Constitución de la Ciudad y le restregó al morenista Eduardo Santillán los nombres de algunos ilustres personajes del Movimiento de Regeneración Nacional que también fueron constituyentes y a los que hoy les ha enmendado la plana.



Saldaña rememoró nombres como el de Bernardo Bátiz, Bertha Luján, Javier Jiménez Espriú, Alejandro Encinas, Dolores Padierna, Porfirio Muñoz Ledo, Olga Sánchez Cordero y Javier Quijano, a quienes hoy Morena, en voz de Santillán, se les enmendó la plana.



Federico Doring, también diputado constituyente hace un trienio, les recordó a los de Morena que el requisito de tres años para quien hubiera sido antes diputado no fue fortuito, pues así se buscó garantizar la autonomía del futuro fiscal respecto al Ejecutivo local y eso fue un acuerdo de todas las fuerzas políticas, pues por esas fechas existía la tentación de convertir en fiscal carnal al perredista Manuel Granados, colaborador cercano al entonces jefe de gobierno Miguel Ángel Mancera.



Döring concluyó con una maldición, citando por cierto a Benito Juárez."Termino con una cita que me parece adecuada para el día de hoy, de don Benito Juárez, que es una figura que le gusta mucho al Presidente de la República y quizá a algunos de los legisladores de MORENA, cito a Benito Juárez: ´Malditos aquellos que con sus palabras defienden al pueblo y con sus hechos lo traicionan´. Malditos los que voten a favor este dictamen, porque con sus palabras dicen defender al pueblo y en los hechos lo traicionan", expresó el panista.



Etiquetas

Contenido Relacionado

COMENTARIOS

MÁS Política