| 

Política

Inician en Congreso local discusión sobre reformas de Sheinbaum al Sistema Local Anticorrupción

Ciudad de México.-

Diputados locales iniciaron hoy el análisis de la primera de las iniciativas elaboradas por la jefa de gobierno electa, Claudia Sheinbaum, respecto al Sistema Anticorrupción de la Ciudad. En este debate inicial la oposición alertó sobre el intento de restarle facultades al Congreso capitalino para nombrar a más de 100 contralores internos de dependencias, alcaldías, órganos autónomos y demás entes públicos, y dejar esa atribución en una sola persona: el titular de la Secretaría de la Contraloría.

La Comisión de Administración Pública del Legislativo local que preside la legisladora de Morena, Guadalupe Chavira, sostuvo hoy una reunión de trabajo con carácter extraordinario, para emitir una opinión no vinculante respecto a la iniciativa de Ley de Auditoría y Control Interno de la Administración Pública de la Ciudad. Esa opinión aprobada hoy por el voto mayoritario del PRI y Morena, se entregará a las comisiones encargadas de emitir el dictamen para que la consideren en sus deliberaciones.

La opinión incluye un razonamiento tanto de la iniciativa elaborada por Sheinbaum, que la coordinadora de Morena, Ernestina Godoy, se encargó de presentar ante el Pleno del Congreso en octubre pasado, como de una propuesta del diputado del PAN Federico Döring.

El coordinador de la bancada del PRD, Jorge Gaviño, tomó la palabra para advertir respecto a la redacción de la iniciativa de Sheinbaum, que en el artículo 16 de la Ley de Auditoría y Control Interno establece que “los titulares de los órganos internos de control serán nombrados por la persona titular de la Secretaría de la Contraloría, conforme a un sistema de profesionalización, a efecto de asegurar la buena administración y el gobierno abierto de la Ciudad”.

En esa propuesta se elimina la posibilidad de que los contralores puedan ser ratificados en sus cargos para un segundo periodo de cuatro años.

Para Gaviño esa propuesta implica la centralización y regresar a un modelo antiguo, en donde de manera unipersonal se hacen esa cantidad de designaciones, pero lo más grave es que se le quita la facultad de nombramiento al Congreso de la Ciudad.

La actual redacción del artículo 16 contempla que los titulares de los órganos internos de control serán seleccionados y propuestos por el titular de la Secretaría de la Contraloría al Órgano Legislativo para su ratificación, con la aprobación de la mayoría de los miembros presentes de su Pleno.

El legislador perredista lamentó que la opinión no vinculante presentada por la Comisión de Administración Pública del Congreso local se queda en un análisis muy somero. Pidió a los diputados realizar un estudio más a fondo tanto de la iniciativa de Sheinbaum como la de Federico Döring.

Y es que esta opinión es un documento que consta de tan sólo dos cuartillas, en donde se señala que es procedente la propuesta de Döring, para que el titular de la Secretaría de la Contraloría sea designada por las dos terceras partes de los integrantes del Congreso local, a propuesta de la Jefa de Gobierno.

Pero de la misma forma, en esa escueta opinión se señala que también es procedente que el secretario de la Contraloría designe a los titulares de los órganos internos de control, así como a los comisarios públicos, pues ello se homologa al procedimiento de nombramiento de orden federal.

Se añade que en caso de proceder la iniciativa de Sheinbaum presentada por Ernestina Godoy, se otorgan facultades discrecionales al secretario de la Contraloría para hacer todos los nombramientos; pero si procede la de Döring se conservarían los contrapesos para la designación de los contralores internos y no se facultaría a una sola persona, sino a la aprobación de los integrantes del órgano legislativo.

Esa somera redacción generó la protesta de la diputada del PAN Margarita Saldaña. Para ella esta opinión no vinculante debería de ser menos ambigua y como tal, cumplir el cometido de opinar sobre la procedencia de una u otra de las propuestas.

Dijo que no tiene mucho sentido esta reunión si en el documento se está diciendo que cualquiera de las dos propuestas es procedente. “O fijamos postura sobre una u otra o no tiene caso que seamos una comisión que opina”, dijo la panista.

Al final su planteamiento no prosperó y quedó aprobada la redacción presentada por Guadalupe Chavira, con el voto de todos los legisladores de Morena y del priista Miguel Ángel Salazar.

Como única adición permitida al texto se agregó un planteamiento hecho por la legisladora morenista Paula Soto, quien propuso que los perfiles del secretario de la Contraloría y de los órganos internos de control conozcan sobre temas de participación ciudadana y gobierno abierto.



Etiquetas

COMENTARIOS

MÁS Política