Inicia la instalación de casas antisismos en la CDMX



Ciudad de México.- Los gobiernos de la Ciudad de México y de Álvaro Obregón pusieron en marcha un programa de construcción de viviendas "antisísmicas" en la demarcación, principalmente, en zonas que fueron devastadas por el terremoto del 19 de septiembre pasado, en Santa Rosa Xochiac.



A 11 días del sismo, el jefe de Gobierno de la Capital CDMX, Miguel Ángel Mancera; la delegada en Álvaro Obregón, María Antonieta Hidalgo y el presidente de la Comisión de Gobierno de la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF), Leonel Luna, presentaron las acciones del Programa de Reconstrucción en la demarcación.

Este proyecto tiene las posibilidades de utilizarse en otras partes de la ciudad con características similares a este lugar y representa una alternativa para quienes perdieron su patrimonio.

Luna informó la atención que se ha brindado a las familias damnificadas, que incluye la canalización para apoyos de renta, pernoctar en albergues, ayuda para la reconstrucción de sus viviendas y mejoramiento de las mismas que están en condiciones precarias. “Lo importante es atender a la gente y que tengan un lugar donde vivir lo más pronto posible”, indicó.

Los tres prototipos de vivienda se realizan en coordinación con la Universidad Anáhuac y empresas especializadas en el ramo de la construcción.

Dos de estos modelos están elaborados principalmente con madera, acero galvanizado y materiales ligeros. Estos prototipos se han utilizado en el estado de Guerrero, en zonas afectadas por huracanes.

El modelo de la Universidad Anáhuac está concebida como una membrana estructural, tipo mosquitero, y con una estructura en forma de triángulo que es indeformable, resistente, flexible y antisísmica.



La cubierta tiene tres capas, de hoja de madera triplay, lámina de polialuminio y bambú, que resulta en una triple protección con aislantes térmico, acústico e hidrófugo. Tiene un pórtico.

El segundo modelo es una casa de madera, con dos recamaras, sala comedor, baño completo, y con materiales resistentes y antisísmicos. Las anteriores propuestas tienen opción de crecimiento.

Las viviendas pueden montarse en menos de una semana y responden a estándares internacionales, por lo que con el mantenimiento adecuado, pueden durar hasta 80 años.

El tercer modelo es con materiales firmes, con base de concreto, y al igual que los anteriores, incluye recubrimientos internos, cocineta, baño, sala-comedor y dos recamaras, con posibilidades de crecimiento. Las estructuras son progresivas, por lo que pueden ampliarse hasta tres niveles, además de que su diseño es acorde a los usos y costumbres del pueblo, y favorecen la convivencia familiar y social.

Rodeado por habitantes de Santa Rosa Xochiac, Mancera realizó un recorrido para verificar los avances en el Programa de Reconstrucción, garantizar la atención a las familias damnificadas y presentar a la comunidad los prototipos de autoconstrucción propuestos.

“Vamos a ayudar al cien por ciento a la población afectada. Ya vimos tres opciones de vivienda muy buenas, que son antisísmicas y con garantía de cimentación”, aseguró Mancera.



Añadió que la construcción de las viviendas para las familias damnificadas iniciará el próximo martes, y antes de una semana estarán terminadas las primeras casas.

En su mensaje, Hidalgo comentó que desde el día 19 de septiembre recibieron los reportes de Santa Rosa Xochiac, identificando que era la zona más afectada de la demarcación, y se montó un centro de mando en este pueblo originario de Álvaro Obregón.

Informó que el gobierno delegacional ha recibido un total de 2 mil reportes de casas dañadas en la demarcación, de los cuales 637 corresponden a Santa Rosa Xochiac.



Durante el recorrido, hablaron los vecinos Ricardo Pizarro, Coordinador Interno del Comité Vecinal de Santa Rosa Xochiac y Claudio Zamora, representante de Bienes Comunales de lugar, quienes agradecieron a nombre de su pueblo el apoyo recibido por parte de las autoridades delegacionales y del diputado Leonel Luna, quien en los últimos días ha estado coordinando las acciones de reconstrucción en esta zona de la ciudad.

En las acciones de apoyo a la comunidad han participado activamente la Universidad Anáhuac, el Tecnológico de Monterrey, el ITAM, la UNAM y el IPN.