| 

Entrevistas

Hacer política y no politiquería como estrategia rumbo al 2018, dice Romero Hicks

Ciudad de México.- En un video que mantiene fijado en sus cuentas de redes sociales, Juan Carlos Romero Hicks deja en claro, sin tapujos, sus aspiraciones políticas. “Me preguntan si me anoto a los que aspiran la Presidencia. ¡Anótenme!”, dice el senador de la República por el Partido Acción Nacional.

Con la mirada fija en la cámara que lo graba, el también ex gobernador de Guanajuato llama a luchar contra la corrupción y por un México de verdad. Junto a él, en unas escalinatas, lo acompañan varios niños y jóvenes que asienten a las palabras del ahora aspirante a la Presidencia de la República.

Entrevistado por Capital CDMX, Romero Hicks habla de los retos que tiene por delante para consolidar esa aspiración, así como de la futura contienda interna y de sus rivales dentro del PAN, que no son pocos. Así como lo ha hecho el senador, otros panistas han pedido que los anoten o mostrado interés hacia el 2018, como la ex primera dama Margarita Zavala; el ex gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle; el también senador Ernesto Ruffo, y el presidente nacional de ese partido, Ricardo Anaya.

El senador de la República y padre de 10 hijos pone por delante su perfil y experiencia para marcar la diferencia frente a esos otros adversarios internos. Se le pregunta si eso será suficiente para rebasar el aparato político o la fuerza que aquellos puedan tener dentro del panismo.

“La competencia no ha empezado. Está en el imaginario colectivo. Por lo tanto no ha iniciado la deliberación ni el contraste ni de las propuestas, y seguramente que en la escucha que haremos de la sociedad iremos recogiendo mejores formas de solución. Es la parte de conducta que se espera de nosotros, que seamos éticos, civilizados, propositivos y comprometidos.

Hay la creencia de que solo la opinión de algunas figuras visibles al interior del PAN son importantes. Yo a todos los compañeros los respeto, los conozco, los reconozco, he colaborado con muchos de ellos, pero el panismo es diverso y la sociedad también lo es”, destaca.

Aficionado al futbol y seguidor del Real Madrid, dice que desde hace dos años ha incubado este proyecto rumbo a la Presidencia. Lo concibió con amigos, familiares y militantes del PAN que creen que el país requiere soluciones diferentes, alejadas de corrupción e impunidad.

Durante la entrevista se le hace ver que el panismo no ha estado ajeno justo a esos males que el menciona y, así como el PRI tiene a su Javier Duarte, el PAN tiene a su Guillermo Padrés.

“Reconozco los aciertos y los errores de otros partidos políticos, y cuando hay un problema en familia hay que atenderlo, hay que reconocerlo”, dice.

-¿Cómo sacudirse ese problema de familia, que no lo empañe a usted, que no lo toque a usted?- se le pregunta.

-Sin impunidad, con transparencia, con rendición de cuentas. Cuando nos preguntan de cualquier caso, nuestro comentario es que opere el Estado de derecho. El Estado de derecho es una norma que debe proteger a todas las personas, defiende normas, instituciones y personas. Entonces, cualquier deficiencia tendrá que reconocerse y corregirse-, responde.

De hacer política o politiquería

Romero Hicks habla de la política como medio para alcanzar el bien común, aunque durante la charla se le cuestiona que justo ahora la política y quienes son parte de ella enfrentan una crisis de credibilidad.

“Esa es la politiquería, no la política”, ataja. Considera que es necesario hacer política, pero aquella en la que se puede escuchar, dialogar y negociar casi todo, excepto dos cosas: legalidad y principios. Para él nunca se puede ceder en legalidad y principios, si no, no es política, es un mal arreglo, una forma efímera de avanzar que no genera soluciones de largo ni mediano plazo.

-¿En el PAN predomina la politiquería entre los distintos panistas que han levantado la mano en sus aspiraciones”-, se le cuestiona.

-El PAN es el único partido que está deliberando en público. Es el único que está en vitrina y estamos en espera de que empiece la competencia, en base a la Legipe, a la convocatoria del INE y las normas del PAN. Uno de los grandes fundadores del partido, Manuel Gómez Morín, en sus reflexiones señalaba que podemos tener controversia, inteligencia, más no disfunción de corazones. Lo que ha trascendido recientemente es un motivo de autocrítica, de exigencia, de reflexión, para ser más respetuosos. He sido consejero nacional del partido durante casi 17 años, en donde se hacen críticas y señalamientos. El límite es la libertad, el respeto por la persona. A mí me gustaría ver esa deliberación en otros partidos políticos. ¿Cuál es la deliberación del PRI o al interior de Morena? Y no es para descalificarlos. Tengo amigos que respeto en todos los partidos-, responde.

En abril pasado, en una reunión del Consejo Nacional del PAN, Felipe Calderón y Juan José Rodríguez Pratts se enfrascaron en un pleito verbal que, incluso, generó un amago del ex presidente de la República de dejar las filas de Acción Nacional.

Juan Carlos Romero Hicks considera que el altercado fue una discusión apasionada y que pudo haber rebasado el respeto mutuo, no obstante rechaza que existan divisiones o fracturas dentro del PAN. “Veo un partido que tiene muchos retos; claro, la cadena es tan fuerte como el eslabón más débil y tenemos que buscar un partido unido, incluyente, sensible, y con responsabilidad para poder atender los problemas del país”, explica.

Cuando se abra verdaderamente la contienda interna, el senador considera que debe haber distintas circunstancias a fin de evitar dados cargados hacia algún aspirante y estas son la verificación del padrón de militantes, que las reglas al interior del partido establezcan la claridad para que no haya suspicacias, además de que se observen los seis principios que marca la Constitución y la legislación electoral: certeza, legalidad, independencia, parcialidad, objetividad y máximo de transparencia.

La leyenda de El Yunque

Egresado de la Universidad de Guanajuato, el aspirante presidencial dice conservar los valores y principios fundamentales de su alma mater, la libertad y la verdad. Es esta última la que a modo de lema de campaña se repite incesante en el video que ha colocado en sus redes sociales.

Y a propósito de los principios y valores que han construido su ideología se le pregunta si es o ha sido parte de ese grupo de ultraderecha dentro del PAN al que el imaginario colectivo identifica como “El Yunque”.

-Usted ha dicho que El Yunque es una leyenda ¿Usted no es del Yunque?, se le cuestiona.

-Yo me quedo con la leyenda de las momias de Guanajuato y del chupacabras de la derecha-, dice entre risas.

-¿Qué piensa del aborto?

-Creo en la vida, creo en el derecho de las personas a tutelar los valores superiores. Respeto a las personas en su forma de pensar y en su forma de actuar. Cuando he estado en cargos públicos van a encontrar que hemos sido plurales, para respetar absolutamente todas las formas de pensamiento. Creo en la pluralidad.

-¿Qué opina del matrimonio entre personas del mismo sexo?

-Creo que es un tema que se tiene que revisar a la luz de los nuevos tiempos y que hay que respetar las decisiones de las personas.

Etiquetas Noticias

COMENTARIOS

MÁS NOTICIAS