En las cárceles de la Ciudad, mil 40 reos han enfermado de Covid-19. 54 fallecieron



Ciudad de México.-En las cárceles capitalinas han fallecido 54 internos por Covid-19 y aunque desde hace tres semanas no se registra un nuevo deceso, hay 73 reos que se mantienen como casos positivos a SARS-COV-2, mientras otros 170 esperan los resultados de sus pruebas. A lo largo de la pandemia, mil 40 reos han enfermado de este coronavirus.



Además, durante la actual emergencia sanitaria 99 trabajadores de los servicios penitenciarios son casos de contagios activos.



Rosa Icela Rodríguez, secretaria de Gobierno de la Ciudad, presentó un panorama sobre la situación de la pandemia en las cárceles locales, quien minimizó las cifras de contagios y fallecimientos al destacar que en las prisiones locales hay un total de 26 mil 431 personas privadas de la libertad.



Dio a conocer que el mayor número de enfermos Covid se encuentra en el Reclusorio Sur, con 50 casos; le siguen ocho en el Centro Femenil de Reinserción Social de Santa Martha; cinco en el Centro Varonil de Santa Martha, cuatro en el Reclusorio Norte y un número igual en el Reclusorio Oriente.



Explicó que en las cárceles con más casos se presenta esa situación porque esos son los centros de reclusión donde se está recibiendo una mayor cantidad de internos nuevos.



En videoconferencia, la funcionaria detalló que desde el 16 de marzo se puso en marcha un protocolo en los 13 penales de la CDMX para mitigar el contagio de Covid-19, lo cual incluyó la restricción de visitas por parte de personas de la tercera edad, mujeres embarazadas e infantes.



Debido a la interior, se redujo entre un 70 y 75 por ciento la cantidad de personas que acuden a la visita familiar, pero en sustitución de ese beneficio los internos han tenido la oportunidad de realizar videollamadas con sus seres queridos. Hasta el momento se han realizado 8 mil videollamadas.



Hay acciones que son permanentes, como los filtros de salud e higiene para el acceso a los reclusorios con toma de temperatura y gel antibacterial, que se instalaron a partir del 18 de marzo y se mantienen en operación.



Además, se llevan a cabo jornadas de sanitización en dormitorios, aduana de personas, áreas de población general, centro escolar, teléfonos públicos, esclusas, cocinas, talleres y vehículos para el traslado de internos, entre otras.



Desde el 1 de mayo las comisiones de Derechos Humanos capitalina y nacional hacen recorridos continuamente -en los que participa el subsecretario del Sistema Penitenciario- para supervisar y certificar la atención que se brinda a las personas que por su condición son vulnerables ante la epidemia, así como las medidas adoptadas y las buenas prácticas, realizadas siempre en el marco del respeto irrestricto a los derechos humanos y con perspectiva de género.



A partir del 6 de abril y a la fecha todas las personas privadas de la libertad de recién ingreso a los 13 centros penitenciarios se les aplica la prueba COVID-19.



Desde el 18 de mayo se acordó el uso obligatorio y generalizado de cubrebocas reutilizable para todas las personas privadas de la libertad. A la fecha se ha entregado en dos ocasiones este aditamento al 100% de la población penitenciaria.



Del 6 de abril al 12 de julio se han aplicado 4 mil 607 pruebas COVID a personas de recién ingreso .