| 

Visión CDMX

En 17 años la PAOT presentó 500 denuncias penales. Ninguna ha prosperado



Ciudad de México.-En 17 años, de 2002 a la fecha, la Procuraduría Ambiental y de Ordenamiento Territorial (PAOT) ha presentado 500 denuncias penales por hechos relacionados con tala clandestina, invasiones en suelo de conservación, tira de cascajo o construcciones irregulares, pero ninguna ha prosperado.



La falta de dientes pareciera uno de los problemas de esta institución, encargada de emitir recomendaciones a otras autoridades que tampoco son vinculantes, pero Mariana Boy Tamborrell, recién nombrada titular de la PAOT confía en que ese escenario cambiará.



Es la misma Mariana Boy quien en entrevista con Capital CDMX detalla que esas 500 denuncias penales no se judicializaron, es decir, no avanzaron en el proceso de indagatoria en el Ministerio Público.



“Hemos estado teniendo acercamientos con la Procuraduría General de Justicia para poder tener mesas de trabajo permanentes que nos permitan dar seguimiento a las denuncias que presenta la PAOT y poder acercar los elementos que se requieran para tener un expediente sólido y robusto que nos permita judicializar el caso de que se trate”, explica Mariana Boy.



Dice que la institución rescatará los expedientes que todavía se puedan judicializar y en los casos donde no la PAOT presentará de nuevo las denuncias.



Cuestionada sobre por qué considera que las 500 denuncias no se judicializaron, la funcionaria no lo duda.



“Yo creo que una de las razones, seguramente es que el tema ambiental no ha sido una de las prioridades en administraciones anteriores, no ha sido una prioridad. Y también ha faltado a lo mejor capacitación por parte del personal de la PAOT”, dice la titular de la Procuraduría Ambiental.



La entrevista con Mariana Boy fluye en torno a la tala clandestina y las invasiones en el suelo de conservación del Área Natural Protegida del Parque Nacional Cumbres del Ajusco, un tema al que le ha dado seguimiento Capital CDMX.



El diagnóstico de esta institución sobre lo que ocurre en el Ajusco es grave. Según la PAOT, de 2006 a 2014 se han perdido más de 190 hectáreas de cobertura forestal en la zona de influencia del Parque del Ajusco, respecto a la cual casi no existen denuncias en esta Procuraduría.



Además, la institución tiene registradas 138 hectáreas del suelo de conservación en el área circundante al Ajusco afectadas por asentamientos irregulares.



Mariana Boy detalla que el estudio más reciente de la PAOT sobre crecimiento de la mancha urbana data de 2009 y en este se tenían contabilizados cinco asentamientos irregulares, aunque también hay datos del INEGI, de 2005, que ya daban cuenta de 21 asentamientos en toda la zona de Ajusco, no solo en el ares del Parque Natural sino también en el suelo de conservación que forma parte de los pueblos de San Miguel y Santo Tomás Ajusco.



Boy Tamborrell detalla que la PAOT tiene un registro de 35 denuncias presentadas entre 2010 y 2019, por violaciones al uso de suelo, construcciones irregulares, derribo de árboles y afectaciones de áreas verdes en las zonas circundantes al Parque Cumbres del Ajusco.



De esos 35 expedientes, seis se relacionan directamente con asentamientos irregulares en el polígono del Parque y otras dos con tala clandestina. Las otras 33 denuncias se relacionan con hechos en suelo agroecológico, pero un poco más alejadas del polígono.





-¿Y estos números a que reflexión les lleva, el de tan pocas denuncias para tanta pérdida de hectáreas?-, se le pregunta a la procuradora.



-Esto que decíamos, la conclusión de la PAOT es que no se tiene conocimiento de la PAOT, pero más allá de la presentación de denuncias, lo que nos arroja esta información es que ha faltado una política muy clara para conservar el suelo de conservación y las Áreas Naturales Protegidas. Este es un común denominador que tenemos en las Áreas Naturales Protegidas de la Ciudad y este es un problema que se ha venido arrastrando de hace mucho tiempo y lo que se pone en la mesa es que no ha habido una política clara para detener el crecimiento urbano en estas zonas y tener una política clara de conservación.



-¿Se puede hablar de un ecocidio en el Ajusco?



-Más que calificarlo de una otra manera lo que habla muy fuerte son los propios números y no es un caso aislado. Es muy claro que en las últimas décadas hemos perdido buena parte del suelo de conservación de la Ciudad y no sé si sea un ecocidio como tal, pero claramente hay una afectación a los recursos naturales que tienen un impacto directo en la calidad de vida de los capitalinos



-¿Hubo omisión o complicidad del pasado gobierno en el caso específico del Ajusco?



-Claramente ha habido falta de vigilancia en toda la zona y lo que también vemos mucho es que los asentamientos irregulares han llegado ahí por favores políticos. Entonces, claro que hay un involucramiento. Sería muy atrevido decir de quien, pero ha sido una práctica común en la Ciudad.



Etiquetas

Contenido Relacionado

COMENTARIOS

MÁS Visión CDMX