El festejo de 400 mil pesos de Von Roerich

Ciudad de México.- Fue un festejo de 400 mil pesos. Fue la toma de protesta que organizó el delegado de Benito Juárez, Christian Von Roerich, 20 días después de haber asumido el cargo ante la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF).
La tarde del martes 20 de Octubre, en la Alberca Olímpica no hubo deportistas, hubo baile y hubo música. El espacio fue arreglado para recibir al nuevo delegado  y celebrar ahí su toma de protesta. La fiesta de alrededor de dos horas contó con todo tipo de invitados especiales, la mayoría funcionarios públicos y habitantes de la delegación.

Al lugar solo se podía acceder con invitación, mismas que fueron entregadas en las puertas de las diferente colonias de los juarenses. Y eran justamente los mismos vecinos quienes de manera más frecuente interrumpían al delegado en su discurso para aplaudir o gritar porras de apoyo cuando, después de dos horas de la fijada para su toma de protesta, cuando dijo que su objetivo "será consolidarla (delegación) como un lugar próspero que ofrezca oportunidades para todos".
El panista dijo que no buscará pretextos ni culpables en esta administración entrante y por el contrario, incluso agradeció públicamente el trabajo de su antecesor Jorge Romero, quien se encontraba entre los políticos invitados y es el líder del PAN en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF).

En su discurso, lleno de agradecimientos, enumeró los cuatro ejes que regirán su gobierno por los próximos tres años: seguridad pública y prevención del delito (duplicar luminarias y videovigilancia), infraestructura urbana (eliminar el comercio informal), desarrollo humano (Centro Integral de la Atención a a Mujer del DF y Centro de Atención al Adulto Mayor) y transparencia.
En cuanto al último punto, frente a los medios, y a pregunta expresa se le pidió dar a conocer el monto de dinero que se gastó a delegación en el evento de toma de protesta. Von Roerich no dudó y dijo que 400 mil pesos, e hizo un desglose escueto.

Explicó que no se tuvo que gastar en las instalaciones del gimnasio Juan de la Barrera, puesto que la delegación y el lugar tienen un convenio, y que sólo se gastó en mantas, pantallas y banquetes debido a que un amigo empresario hizo una donación con el conjunto que armonizaba con el Huapango de Moncayo al finalizar el discurso del delegado.

La delegación Benito Juáres es gobernada por el alfil de Romero, Von Roerich.