El Metro, la bomba que estalló



Ciudad de México.- En febrero pasado advertimos en este espacio que el Sistema de Transporte Colectivo Metro era una bomba de tiempo que finalmente estalló el lunes por la noche con el colapso de un tren en la Línea 12.



Se han contabilizado, hasta ahora, 25 personas fallecidas y 84 heridas. La falta de atención de las autoridades capitalinas en el mantenimiento del Metro es evidente.



El 9 de enero, el Puesto Central de Control se incendió, ocasionando la muerte de una persona y la suspensión temporal de 6 líneas.



TE PUEDE INTERESAR: El dilema de la Corte



Se han presentado también choques e incendios en las estaciones Tacubaya e Indios Verdes. Las autoridades soslayaron los graves problemas que presentan todas las líneas del Metro.



La jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, informó: “Vamos a hacer una revisión a fondo”. ¿Por qué esperar una tragedia como la del lunes y no actuar antes de que esto suceda?



Sostuvo que el colapso del metro se trata de una falla estructural. Es decir, un error de construcción. Esto es un dardo envenenado lanzado a Marcelo Ebrard, quien durante su gobierno construyó e inauguró la Línea 12.



Fernando Espino Arévalo, secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores del Sistema de Transporte Colectivo, coincidió con la jefa de Gobierno: el accidente se debe a una falla de la obra civil.



Las miradas, desde la misma noche del lunes, se dirigen a Ebrard, quien dijo estar a disposición de las autoridades. En redes sociales lo acusan de ser el responsable de la construcción y, por tanto, del accidente.



El presidente López Obrador, ausente el lunes en la noche, salió a defender en la mañana del martes a Sheinbaum y a Ebrard: “No podemos culpar sin tener pruebas de los presuntos responsables”. Extraño, siempre acusa sin pruebas.



Habrá un peritaje encargado a la empresa noruega DNV, pero si los resultados tardan como los de la caída del helicóptero de Martha Erika Alonso y Rafael Moreno Valle, podríamos esperar durante muchos meses sin que haya responsables.



¿La tragedia de la línea 12 les habrá cortado las aspiraciones presidenciales a Sheinbaum y a Ebrard?



¿Ricardo Monreal se estará frotando las manos?

  • Mauricio Juárez

    Mauricio Juárez

    Licenciado y maestro en Periodismo Político por la Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Trabajó como reportero en los periódicos El Nacional, La Crónica y Milenio, cubriendo asuntos políticos. En el gobierno federal ha sido subdirector de Información del Instituto Nacional de Migración; subdirector, director y director general adjunto de Información de la Secretaría de Gobernación. En el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación se desempeñó como jefe de la Unidad de Difusión y Planeación de la Coordinación de Comunicación Social.

Etiquetas: CDMX Capital CDMX Tláhuac Línea 12