Denuncian la muerte por Coronavirus de un trabajador de la FGR por negligencia



Ciudad de México.- La Fiscalía General de la República (FGR) ha obligado a su personal a laborar en medio de la emergencia sanitaria provocada por la propagación del Covid-19; su negligencia ya cobró una vida, se trata del hermano de la periodista Socorro Valdez Guerrero, quien cuenta la experiencia suya, de su familia y de su hermano hoy fallecido a causa de la enfermedad.



Según denuncia Valdez, el hostigamiento por parte de Marcos Alejandro Sánchez Puente, director de transporte de la FGR y jefe de su hermano, fue –y es- incesante desde los primeros días de contagio de su hermano y los últimos de su vida.



Socorro narra que “el calvario” inicio “el primero de mayo a días subsecuentes”; a inicios de mes, el mensaje SMS de respuesta lo alertó de “bajo riesgo de tener COVID”; en días anteriores, el médico del ISSSTE lo regresó a casa diagnosticando tan sólo gripa sin que ameritara incapacidad.



TE PUEDE INTERESAR: Muere hombre por Covid-19 tras buscar atención en 7 hospitales



Pese a las recomendaciones brindadas vía remota y por SMS de “te pedimos que permanezcas en aislamiento […] evita lugares concurridos”, el hostigamiento por parte de Sánchez Puente fue incesante al solicitar al paciente presentarse a trabajar.



“¿Cuándo te vas a presentar a trabajar, cómo le hacemos para que me pagues los días, los voy a tomar de tus vacaciones o tienes computadora para que trabajes en casa y repongas el tiempo? ”, describe Valdez.



Posterior a no encontrar lugar en recintos privado ni público (ISSSTE, por ser trabajador del Estado), llegaron a la clínica 32 del IMSS donde, además, se les solicitaba, a la familia, firmara un pagaré por no ser derechohabiente.



Aún en el trayecto a donde finalmente fallecería el paciente, su jefe, Sánchez Puente, no dejaba de cuestionar vía llamada, "¿cuándo entonces te presentas?”; Valdez detalla la angustia, los gritos, el llanto, la desesperación ante la espera después de que su hermano fuera ingresado.



Narra, también, el miedo ante el presentimiento del deceso de su hermano sin “reporte médico ni nada”. “COVID es muerte”, son las palabras de una trabajadora social.



La periodista detalla que se les informó que se trataba de un caso más de Covid-19 después de la muerte de su hermano, primeramente, había sido registrado como muerte por insuficiencia respiratoria, “y probable COVID”; y aún fallecido, el hostigamiento de la FGR, “necesito el acta de defunción, hay que darlo de baja”, exigió a las hijas que aún no recuperaban el cuerpo de su padre.



Más llamadas, de otra, y de otra persona “de la misma dependencia y con la misma petición: “la ¡acta de defunción!”; sin saber cómo consiguieron el número personal de las hijas del fallecido, “sigue el acoso del personal de la FGR”.



Socorro Valdez termina su relato y su denuncia con la petición “¡No te confíes! ¡Cuídate! ¡Prevente!”.