Deja Granier la prisión y llega a su casa en la CDMX para cumplir la prisión domiciliaria



Ciudad de México.- El exgobernador de Tabasco, Andrés Granier, detenido en 2013 y ya condenado por corrupción, dejó la Torre Médica del penal de Tepepan, para cumplir prisión domiciliaria por su avanzada edad y su delicado estado de salud.



Granier, de 70 años, con procesos federales y locales por evasión fiscal y peculado, le fue concedida la prisión preventiva domiciliaria por juzgados federales y locales, por lo que a partir de este día permanecerá en su domicilio ubicado en el Fraccionamiento San Francisco.



El político gobernó Tabasco de 2007 a 2012. Fue acusado de actos de corrupción, entre ellos desviar unos 179 millones de dólares que debían ser destinados para contingencias ambientales, salud y educación.



El exgobernador fue detenido en junio de 2013 y ya fue condenado a 10 años y 10 meses de prisión. Por problemas de salud, estuvo recluido en el centro médico de la prisión juvenil de Tepepán.



Uno de los mayores escándalos mediáticos que involucró a Granier fue la difusión, previo a su detención, de un audio en el que se le escucharía, en aparente estado de embriaguez, alardear de que tenía cerca de mil 400 prendas compradas en lujosas tiendas de Estados Unidos.