Aplazan, ahora para septiembre, arranque de juzgados de tutela



Ciudad de México.-En sesión extraordinaria del Congreso de la Ciudad, diputados locales aprobaron una reforma al régimen transitorio de la Constitución local a fin de cambiar los plazos para la entrada en vigor de los juzgados de tutela de derechos humanos, pues éstos debían comenzar operaciones antes del 31 de julio.



Con esa modificación al artículo Vigésimo Tercero Transitorio de la Constitución Política local, a más tardar el próximo 30 de septiembre deberán entrar en funcionamiento por lo menos dos juzgados tutelares en igual número de alcaldías.



Por una reserva del diputado morenista Eduardo Santillán, los legisladores se dieron incluso un mes de gracia para que comience la operación de al menos dos juzgados, pues el dictamen que salió de comisiones estableció como fecha límite el próximo lunes 31 de agosto.



A partir del año 2021, el Consejo de la Judicatura, deberá instalar anualmente un juzgado Tutelar en al menos cuatro alcaldías de la Ciudad y así hasta que cada una de las 16 alcaldías cuente con un juzgado.



El Consejo de la Judicatura deberá realizar las acciones administrativas y presupuestales necesarias para la instalación progresiva de los juzgados señalados en los párrafos anteriores.



En la aprobación de su Presupuesto de Egresos, el Congreso de la Ciudad de México, tomará las previsiones necesarias para tal fin.



Los diputados tuvieron que sesionar de forma presencial en este tercer periodo extraordinario de sesiones. No pudieron hacerlo de forma virtual, pues las reformas a la Constitución de la Ciudad sólo se pueden avalar en reuniones presenciales del Pleno.



Así, la modificación quedó aprobada con33 votos a favor, seis en contra y una abstención.



Al presentar el dictamen a nombre de las comisiones unidas de Puntos Constitucionales e Iniciativas Ciudadanas, y de Administración y Procuración de Justicia, el diputado Nazario Norberto Sánchez, señaló que “entre las grandes aportaciones que trajo la Constitución Política de la Ciudad de México fue la inclusión de la acción de protección efectiva de derechos, facultad que permite a los ciudadanos el reclamo en caso de la violación de los derechos, sin mayores formalidades y a través de una solicitud oral o escrita. Siendo las y los Jueces de Tutela de Derechos humanos quienes conocerán de las denuncias”.



Durante la discusión del dictamen, el diputado panista Mauricio Tabe, se manifestó en contra del dictamen, pues dijo que esta propuesta, en lugar de abrir paso a la implementación y protección de derechos, la está cerrando.



“Este dictamen va en contra del propósito primigenio de la Constitución Política local para garantizar la protección efectiva de los derechos, y que cualquier capitalino puede reclamar la violación de los mismos”, acusó.



Recordó que el mandato constitucional original establecía que en julio de este año todos los Juzgados deberían estar instalados, pero eso obviamente ya no se cumplió y ahora los ciudadanos deben esperar a que se implementen poco a poco y en la medida que exista presupuesto.



“Sin estos Juzgados toda la carta de derechos de la Constitución local queda inscrita para decorar nuestros discursos y no para cambiar la vida de la gente. La austeridad no debe ser un argumento para no garantizar los derechos, por ello estoy en contra”, lamentó el diputado.