| 

Política

A 5 meses del 19S no hay censos, no hay programas, y dudan que ALDF haya renunciado a facultades en reconstrucción

Ciudad de México.- A poco más de cinco meses del sismo del 19S, las autoridades no han logrado generar un censo preciso de personas afectadas, de viviendas, escuelas, edificios de gobierno, infraestructura en salud e hidráulica y patrimonio cultural, lo que mantiene en una alta situación de incertidumbre el proceso de reconstrucción.
Esta es la conclusión principal de un estudio elaborado por la Comisión de Vivienda de la ALDF, en donde como ejemplo del desorden que prevalece, está la falta de un Programa de Reconstrucción, pues hasta el pasado 12 de enero sólo existían directrices que no dicen nada.
Este mediodía, en conferencia de prensa, la diputada Dunia Ludlow, presidenta de la Comisión de Vivienda de la ALDF, y Mónica Tapia, directora de Ciudadanía 19S, presentaron los resultados de este estudio denominado “A 5 meses del 19S ¿Cómo salvar el proceso de reconstrucción”.
El documento detalla que, con base en datos de la Plataforma CDMX, hasta el pasado 24 de febrero había 793 edificios dañados, de los cuales la mitad son de riesgo bajo, 190 son de riesgo alto y 63 tienen dictamen para su demolición.
Sin embargo, Dunia Ludlow manifestó sus dudas respecto a esas cifras, pues recordó que hasta hace un par de meses la Plataforma CDMX señalaba cientos de edificios catalogados como amarillos. “¿Qué pasó con los demás edificios”, se cuestionó.
El documento detalla, con base en cifras oficiales, que al pasado 13 de febrero se habían aplicado 5 mil 714 cuestionarios a personas afectadas, como parte del estudio socioeconómico previsto en la Ley de Reconstrucción. De esos cuestionarios, destaca que 65.6 por ciento son mujeres, 34.1 por ciento son hombres; 50 por ciento son personas con pareja; 75 por ciento eran dueños de la vivienda,; 53 por ciento contaban con vivienda independiente y 41 por ciento habitaban en departamentos o bajo el régimen condominio.
Ludlow detalló que el Instituto para la Seguridad de las Construcciones sólo ha levantado 10 por ciento de dictámenes de inmuebles afectados, en tanto que al 23 de febrero solo se han llevado a cabo 29 por ciento de las demoliciones de edificios afectados, lo que demuestra un estatus de gran rezago respecto a las tareas que están pendientes.
El documento presentado hoy en la ALDF detalla que apenas el pasado 14 de febrero se entregó el primer certificado para aprovechar el derecho de reconstrucción adicional establecido en la ley respectiva, esto en la calle de Coquimbo 911 de la colonia Lindavista. “En ese caso los condóminos aprovecharán el 35 por ciento adicional de construcción sin aumentar el número de pisos, pues crecerá aprovechando el terreno a los lados”, se explica.
Con base en información de la Seduvi, el estudio señala qué hay un avance de 21 por ciento en el reconocimiento de inmuebles sujetos a esa ampliación de 35 por ciento, pero tan sólo hay un avance de 0.8 por ciento en la entrega de certificados.

Que no nos vean la cara

Durante la conferencia, Mónica Tapia, de Ciudadanía 19S, lamentó que el Instituto para la Seguridad de las Constelaciones no tiene procesos claros de transparencia, de plazos y de responsabilidades respecto a la elaboración de dictámenes.
Por ello, insistió en la importancia de reformar lo más pronto posible la Ley para la Reconstrucción, a fin de dar claridad a los procesos. Subrayó el contenido de una iniciativa que Ciudadanía 19S ha elaborado, para entre otras cosas reestructurar la Comisión para la Reconstrucción y otorgar dos asientos dentro de la misma a damnificados, dos más a integrantes de la iniciativa privada y otros dos a representantes de organizaciones sociales, así como al Comité Científico asesor que hasta el momento no tiene un estatus claro.
Tapia lamentó que la Comisión para la Reconstrucción se encuentre desmantelada, pues si bien se ha creado un órgano de control social que supervise la aplicación de los recursos de la reedificación, ese nuevo ente dependerá de la Comisión que hoy no existe.
Además, dijo que con la reforma al Presupuesto de Egresos 2018 se le quitaron facultades a los diputados Leonel Luna, Mauricio Toledo y Jorge Romero, la Comisión de Gobierno de la ALDF aún tiene muchas atribuciones que los asambleístas arriba señalados pueden usar para incidir de manera indebida en el destino de dinero para la reconstrucción.
“La Comisión de Gobierno de la Asamblea tiene todavía cinco o seis facultades en la Ley de Reconstrucción, y no queremos que nos vean la cara, por ello es necesario reformar la Ley de Reconstrucción”, expuso la activista.
Por lo anterior habló de una urgencia y pidió el compromiso de la diputada Dunia Ludlow, para sacar dictámenes de la iniciativa de esa Ley que dio a conocer la semana pasada, “porque si no avanzamos rápidamente somos cómplices de ello”, advirtió

Etiquetas Noticias

COMENTARIOS

MÁS Política