Amagan transportistas con bloqueos. Exigen alza de 2 pesos en la tarifa



Ciudad de México.-Dirigentes de transportistas amagaron con realizar de nuevo movilizaciones y bloqueos en la Ciudad, entre el 10 y el 11 de febrero, si las autoridades capitalinas no atienden sus demandas de incremento de dos pesos en la tarifa y la renovación de concesiones ya vencidas.



Sobre el aumento a la tarifa dejaron abierta la posibilidad de entregar un subsidio a los concesionarios, como ocurre con el Metrobús, para no perjudicar a los usuarios.



Nicolás Vázquez, vocero de Fuerza Amplia de Transportistas (FAT) dijo que se ha creado un círculo vicioso donde las autoridades advierten que no habrá incremento si no existe mejora en las condiciones del servicio, mientras que ellos no podrán mejorarlo más y completar la renovación vehicular, sin certeza jurídica para poder invertir a futuro ni una tarifa que castigue el bolsillo sólo del transportista.



Los integrantes del FAT ofrecieron hoy una conferencia a las afueras del gobierno capitalino, donde acusaron que ante sus planteamientos y exigencias la administración de Claudia Sheinbaum sólo les promete mesas de diálogo para buscar una solución que nunca llega porque los funcionarios las abortan.



Expusieron que no existen condiciones para comprar autobuses nuevos que tendrán mensualidades de 30 mil pesos con una tarifa de sólo 6 pesos, a lo que se suma toda la carga de los incrementos a los precios de los combustibles y demás insumos que se han generado en los últimos meses y años.



“Queremos dejar muy claro que la secretaria de Gobierno, Rosa Icela Rodríguez nos prometió darnos certeza jurídica con las concesiones y es hora que ni nos volvió a llamar para arreglar el asunto, ni mucho menos se arregló el resto de la problemática que enfrentamos los transportistas desde la última vez que nos vimos en diciembre pasado”, acusó Nicolás Vázquez, vocero de los transportistas en una rueda de prensa frente al Palacio del Ayuntamiento.



El vocero de los transportistas recordó que mientras en la Ciudad los usuarios pagan entre 5 y 6 pesos, en el Estado de México la tarifa mínima es de 12 pesos.



A pregunta expresa sobre los avances de las negociaciones que se retomaron a partir del 3 de septiembre, Vázquez agregó que no ha existido ningún avance con las autoridades de la SEMOVI, porque ellos quedaron en presentar un programa.



“Dijeron que no habría aumento de tarifa pero que ellos tenían la forma de conseguir que con lo que cobráramos pudiéramos estar bien. No la hemos visto. Nosotros dijimos al gobierno que si no quiere otorgar el incremento directo al pasaje porque no quiera sacrificar al usuario, hay un camino y se llama subsidio”, insistieron.



Luego de la movilización, la Semovi emitió una tarjeta informativa a través de la cual argumentó que el aumento a la tarifa deberá ir acompañado de las mejoras visibles a la operación y el servicio que prestan los concesionarios del transporte público a la ciudadanía.



“Es ahí donde los esfuerzos del Gobierno capitalino están enfocados, siempre trabajando en conjunto y en diálogo abierto con el sector”, aseguró la dependencia,