Cine negro mexicano, cinema noir

Sin un hombre que destruir, no existe una mujer fatal

Cine negro mexicano, cinema noir

“Sin un hombre que destruir, no existe una mujer fatal”.

El origen del cine negro mexicano se ubica entre los años 1940 y 1950. Siendo un género cinematográfico que se importó de Estados Unidos. Fue desarrollado en los inicios de la depresión y derivó en un cuerpo de películas muy amplio.

La primera persona que empleó el término Film Noir, mejor conocido como cine negro, fue el crítico de cine Nino Frank, quien lo comenzó a utilizar en artículos sobre películas de Hollywood en los años 40. Las películas estaban marcadas por la prohibición, la Segunda Guerra Mundial y la Gran Depresión.

En México durante los años 30 se creó el Servicio Secreto Mexicano. Siendo un organismo policiaco que resolvió varios casos con mucha eficacia. Un ejemplo de ello fue el del «Criminal de Tacuba», Goyo Cárdenas, en 1942.

Mex noir: el perturbador cine negro nacional | Morelia Film Fest

La gente en esa época estaba aterrorizada por los crímenes que aparecían a diario en la nota roja. Tenían miedo de los robos violentos y el crimen. A pesar de ello, querían ver estas historias reales en donde había pasiones extremas, adulterio, crimen, sangre y venganza.

De ahí, en los años 40´s se creó el cine negro mexicano, que se se caracteriza por las historias que hablan sobre crímenes en una sociedad dañada y corrompida. En el que los personajes buenos y malos no existen de manera definida en la historia.

El cine negro mexicano llegará al corazón de Nueva York

Cine negro mexicano, cinema noir

Los protagonistas son antihéroes que ocultan un pasado oscuro, triste y tenebroso. Asimismo, la mujer dejo de ser sumisa para convertirse en una mujer fatal (femme fatale). En el que ella es capaz de utilizar su sensualidad con tal de obtener lo que desea a cualquier costo.

Otros de los elementos fundamentales en este tipo de películas, es que se encuentra la atmósfera negra, traición, corrupción, crimen, codicia, envidia, egoísmo y asesinatos, por mencionar algunos. Como se puede ver, estos son aspectos oscuros y negativos del ser humano.

Algo que cabe resaltar en este tipo de narrativa del cine negro mexicano, es que el origen del mismo proviene de la literatura de la novela negra. El cine negro se aleja del realismo acercándose a una estética expresionista.

Ciclo de Cine Negro Mexicano entre lo mejor de 2015 | Morelia Film Fest

Los encuadres y ángulos en las películas, así como el uso del fuera de campo y el trabajo de la luz en el cine negro, marcan un estilo que expresa la fragilidad del bien y el mal. Al presentar una sociedad violenta, insolente y corrupta.

La composición, el uso del claroscuro y una iluminación tenebrosa son elementos fundamentales en este tipo de películas. Algunos ejemplos de ellas son:  Mientras México duerme (1938) del director Alejandro Galindo.  Distinto Amanecer (1943) del cineasta Julio Bracho. La otra (1946) del director de Roberto Gavaldón y La diosa arrodillada (1947) del mismo director.

Desafortunadamente, el cine negro mexicano, o también conocido como cinema noir, comenzó a desvanecerse en la década de 1950. Y si quieres saber más sobre el cine negro mexicano te invitamos a leer la siguiente nota. Link. 

La otra: un clásico del cine negro mexicano - Gaceta UNAM


 

Imprimir artículo Síguenos en Google News